España se olvida de los Derechos Humanos

. sábado, 21 de marzo de 2009

Por F. Xavier Agulló. En los últimos días se han dado en España dos hechos de extraordinaria gravedad vinculados con la ayuda humanitaria, uno de índole interna y otro externa: la imposición de multas a quien ayude a 'sin papeles' y la retirada de las tropas de Kosovo.

Durante al menos 20 años España ha apostado por un modelo de crecimiento basado exclusivamente en el sector de la construcción: aporta crecimiento económico rápido, creación de empleo, ingresos a las arcas municipales y, como no, a bolsillos particulares de la clase política. Políticas económicas cortoplacistas que ahora provocan el mayor hachazo a las cifras de paro de toda Europa, camino del 20% de desempleo. Este cortoplacismo no había contemplado que dicho sector económico requiere de mano de obra de baja cualificación, en general inmigrante. Mientras interesó al país, España fue el país más tolerante en materia de inmigración. Ahora, les abandona a su suerte.

Por su parte, el maquillaje que se quiso dar al ejército como una institución de ayuda humanitaria hizo que se enviaran 'misiones de paz' a todos los rincones del planeta, asumiendo claro está con ello obligaciones con la comunidad internacional. Ahora España ha retirado de Kosovo sus tropas, simplemente por el hecho que este país no reconoce al Kosovo independiente. Es decir, hace un año las tropas estaban ahí porqué habían necesidades humanitarias, y un año despues... ¿no las hay? Se pone de manifiesto que el Ejército sólo responde a motivaciones políticas, para nada humanitarias.

Huelga decir que probablemente este hecho no es específico de España: en Italia se quiere convertir a la clase médica en policía antiinmigración, y está claro que el ejército de EEUU no cumple específicamente fines humanitarios en la mayoría de sitios donde está.

Está claro pues que quien tendría que solucionar problemas del mundo, la clase política, sólo se dedica a crearlos, y ensuciar el respeto por los Derechos Humanos. La política no debe manipular al mundo, sino servirle.

España se ha cubierto de gloria en el intento.

5 Comentarios:

Fernando Legrand dijo...

Increíble esto que me entero por tu post Xavier. Lo de Kosovo, hasta parece lo "menos malo", dado que hay una fuerza internacional, aunque sin dudas que la retirada anunciada por Chacón impactará para los habitantes balcánicos.
Pero la de los "sin papeles" no la conocía y me ha dejado boquiabierto. De un gobierno que se dice progresista, inclusivo... (y que muchos españoles hemos votado -en mi caso, desde el exterior- por todo ello) es inaceptable.

Un gran saludo,

F. Xavier Agulló dijo...

Cabe decir que en eso todavía se está a tiempo, pues el proyecto de ley, que ni debería existir, ha levantado mucha polvareda, por lo que es posible que la presión popular haga que no llegue a ley. Pero es necesario denunciarlo. Si fuera italiano, haría lo mismo. No se puede solucionar de esta forma algo que han generado la incompetencia de la clase política y financiera internacional, de todos los rincones. El que sea o no un gobierno progresista, etc., lo cierto es que da igual. Creo que es un problema general de la clase política, no de un color particular (en Italia es del otro lado, y es lo mismo). En este caso, cabe decir que por ejemplo entidades como Cáritas quedarían automáticamente fuera de la ley, y sujetas a multas millonarias, pues la inmigración apenas tiene ningún otro sitio al que recurrir que las ONG.

Por lo tanto este posteo intenta ser una enmienda a la totalidad de la clase política mundial, ya no sólo la española actual.

Anónimo dijo...

Hacen lo que quieren... La cada vez más inoperante, deshumanizada y mediocre clase politica riza el rizo tomando decisiones que auguran que los problemas no van a parar de crecer y multiplicarse. Y mientras, ahí estamos nosotros, con la panza llena, el miedo a la crisis con el colesterol disparado, culpando a los inmigrantes de todo lo que ocurre y tragando lo que nos den. Aunque mientras no nos quiten la tele y el futbol tienen bula para lo que sea. "Panem et circenses".
Vagos y oxidados, lo verdaderamente importante es si hay liga o no hay liga.Confundimos la realidad con un Reality de la tele y ya no nos atrevemos ni a nominar.
Y de un plumazo nos cargamos todo el halo benefactor y el buen ejemplo moral que dan a la sociedad aquellos cuyo unico proposito es ayudar al projimo en sus necesidades básicas por razones humanitarias, sin distinguir colores, creencias ni procedencias, convirtiendolos en fuera de la ley, en criminales.
No hay problema,los culpables siempre son los inmigrantes. Nos quieren convertir en policias y jueces de nuestros vecinos, en delatores de personas que no han cometido más delito que venir a trabajar a nuestro pais y yo me pregunto, ¿cuando acaben con ellos a por quien iran? Seguramente a por los diferentes, a por quellos que no comulguen con sus ruedas de molino...
Con dos vueltas de tuerca más conseguiran leyes que les van a permitir criminalizar a cualquiera por cualquier cosa que no les convenga. Y es cada día lo tenemos más cerca. ¿Recordamos a Corcuera?.
Lo peor no son las acciones de los hombres malos sino el silencio de los hombres buenos.

Marc Ambit dijo...

Es realmente terrible, dos noticias absolutamente horrorosas.

Es francamente indignante el absoluto oscurantismo que preside las "agendas ocultas" de la clase política internacional. Es necesario no callarse, dar voces, gritar al oído si es necesario.

Me hago eco de una de ellas en el blog de preguntas y respuestas (el post saldrá el martes) para que corra la voz.

MJB dijo...

No resulta nada extraño la determinación tomada por el gobierno español en Kosovo, puesto que la mayoría de los países cumplen sus “obligaciones internacionales”, según los intereses colocados en la agenda política como prioritarios. Actúan como mercaderes de influencias, siempre realizando un modelo de trueque de intereses. En organizaciones que predican y defienden la democracia, y los derechos de los pueblos, los países deben expresar sus ideas supeditados a los intereses de los más grandes. No es extraño, al final es solamente indignante.
Por otra parte, ¿un proyecto de ley que prohíba a los españoles a dar ayuda a los inmigrantes sin papeles?... No recuerda el gobierno que muchos de esos inmigrantes sin papeles, provienen de Latinoamérica, y tienen el “mal hábito adquirido” de hablar el castellano. Este “mal hábito”, surgió a raíz, de muchos españoles que cruzaron el océano para “hacer la América”, con una mano delante y otra atrás llegaron y se instalaron, lograron mejor calidad de vida, y miraron siempre al viejo continente con nostalgia.
Ahora muchos de esos “inmigrantes sin papeles”, son nietos y bisnietos de aquella gente que dejo la “madre patria”, y algunos de ellos aún la recuerdan así. Estos inmigrantes, continúan siendo “sin papeles” por todos los impedimentos que cada vez fueron aumentando, en detrimento de lograr adquirir los papeles.
Esos “inmigrantes sin papeles”, preocupan más ahora, cuando la crisis ha generado que muchos españoles que han quedado sin sus empleos, y se disponen a realizar tareas que antes rechazaban.
En mi opinión, no creo que el gobierno deba ayudar especialmente a los inmigrantes, o darles un abrazo de bienvenida, pero es bastante paradójico, que se prohíba a aquellas personas que sí deseen hacerlo.

Entradas anteriores