Fuera cincuentonas de la TV

. domingo, 11 de octubre de 2009

Moira StuartPor F. Xavier Agulló. "La BBC lleva tiempo deshaciéndose de leyendas de sus informativos y programas como Anna Ford, Moira Stuart (en la foto) o Victoria Wood, mujeres competentes y elegantes, de profesionalismo irreprochable, cuyo único "defecto" era pasar de los cincuenta años. Esa discriminación por razón de edad llevaba tiempo dando mucho que hablar, pero la gota que colmó el vaso fue la decisión de reemplazar como juez del concurso Ven a bailar (Strictly come dancing) a la coreógrafa Arlene Phillips (66 años) por la estrella pop Alesha Dixon (de 30 años y muy buen ver)" (ver resto de la información en La Vanguardia).

Lo cierto es que en innumerables ocasiones, ya no sólo en la BBC ni en el evidente caso italiano, vemos como las presentadoras son jóvenes y atractivas, mientras que los presentadores son 'simpáticos', y listo, con independencia de edad o atractivo físico. ¿Por qué esa diferencia?

El reciente caso de la BBC ha puesto el tema en el candelero, pero está claro que no es un tema precisamente de actualidad, es el día a día que vivimos desde casi siempre y casi en cualquier país del mundo, con mayor o menor intensidad. Marca tendencias Italia, cuyo presidente sólo quiere ver a 'tías buenas', bajo su punto de vista subjetivo del concepto claro.

Los medios de comunicación, en una sociedad mediatizada donde la imagen lo es todo, asientan tendencias y sostienen actitudes ante la adormilada audiencia. Su papel como garante de la diversidad debería ser ejemplar. Y no es así.

La responsabilidad social de los medios pasa por asumir muchos retos, pero en especial:

  1. Primero que nada ser un tractor de la RSC entre agentes sociales y ciudadanía.
  2. Aplicar la RSC en su gestión interna.
  3. Transmitir valores responsables, no bajo la óptica de lo 'políticamente correcto', simplemente de lo 'responsable', que es muy distinto.

2 Comentarios:

Fernando dijo...

Xavi: Y no solamente las cincuentonas desaparecen de la pantalla. Las personas con discapacidad física, sensorial y/o psìquica nunca han aparecido en una pantalla, si acaso para dar pena en programas de tipo "REALITY" o para ser "usadas" para causar risa.
Lo viejo o tarado "no vende" por eso nunca se les podrá ver en el "prime time"" y, si se les vé, será los fines de semana a primera hora de la mañana o en reifusión por la madrugada.
¿Qué hacen los Consejos Asesores de la televisiones públicas y privadas? ¿Qué hacen los "defensores/as de los telespectadores" de las cadenas de televisión? ¿Y los Defensores/as del Pueblo? ¿Y el Ministerio y las Consejerías Autónomas con competencias en materia de igualdad? ......
Es un grave problema de responsabilidad social y deberiamos denunciarlo en todos los foros en los que nos encontremos.

F. Xavier Agulló dijo...

Cierto Fernando. Pero ya poco podemos esperar de los medios de comunicación. Por desgracia impera el modelo berlusconiano, la TV sí es el opio del pueblo, para mantenerlo dormido y en sueños de que vive en esa Matrix, donde todo es perfecto y nada hay que hacer para cambiar las cosas.

Entradas anteriores