Petrobras sin Ethos

. jueves, 18 de diciembre de 2008

Por F. Xavier Agulló. Mientras prendo un cigarrillo, pienso en cómo desde la exclusión de Petrobras del Índice de Sustentabilidad Empresarial (ISE) del Bovespa brasileño, se ha desatado una aguerrida dialéctica entre la petrolera y la entidad que aparentemente promovió dicha baja, el Instituto Ethos.

Y todo ello a partir de la controversia suscitada por el contenido en azufre de uno de sus diésel. El ComunicaRSE nos aporta la traducción de la nota de prensa de respuesta del Ethos, dura. La cuestión aparece en un país donde las gasolineras huelen a alcohol (aclaro: por el bioetanol), y que es uno de los puntales en la estrategia estadounidense de reducción de la dependencia de energías fósiles, que en su mayoría están en manos de países no amigos de EEUU.

Lo cierto es que se reclama a Petrobras, líder en su sector en Latinoamérica, una mayor implicación en la estrategia de 'descarbonización' de la economía. De un lado, Ethos actúa y responde con una inusitada violencia verbal, sin duda propia de una entidad que se siente fuerte y legitimada. Por otro lado, Petrobras ve el caso como un atentado a su core business.

"Ethos, por eso, jamás se prestará a ser un instrumento de marketing sociombiental de las empresas, así como repudiará posiciones empresarias que saboteen el camino de la RSE en el país", asegura Ethos en su comunicado. Por su parte, la petrolera argumenta un movimiento orquestrado por Ethos en su contra de diversos agentes sociales, y niega los hechos.

Y es que no se discuten aspectos, por ejemplo, laborales entre Ethos y Petrobras, sino aspectos ambientales que difícilmente son solucionables por una petrolera a corto plazo (incluso me atrevería a afirmar que a medio y largo).

Y mientras escribo este último punto, apuro el cigarrillo. Recuerdo como British Tobacco es una de las empresas más valoradas en términos de RSC en Venezuela, así como otras tabaqueras en Centroamérica. Y me pregunto qué pueden hacer ellas por la salud si se lo reclamara algún 'Ethos', y luego qué elementos pueden hacer de una empresa que comercializa productos 'tóxicos' una empresa socialmente responsable.

Y no encuentro ese 'mesotés' que puediera hacer convergir intereses de ambas partes. Lo cierto es que los índices DJSI o FTSE4GOOD están llenos de petroleras, tabaqueras, farmacéuticas o eléctricas. Cada cual tiene sus argumentos responsables, y sus propias buenas prácticas, pero a la vez deben responder ante grupos de interés que les atacan en su core business.

Y sólo se me ocurre... diálogo, diálogo y empatía por todas las partes implicadas, porqué no se puede cambiar todo de la noche a la mañana, porqué no podemos criminalizar a quien intenta hacer algo en RSC pero no es perfecta y olvidarnos de quien no hace nada, porqué no se puede reclamar el todo, porqué siempre hay que implicar a los grupos de interés y escucharles.

1 Comentarios:

Martín R. Santos dijo...

A pesar de que la discusión con Ethos se ha ganado el primer plano en la vida institucional de Petrobras, la filial argentina ha entregado premios a 10 proyectos sociales que ahora podrán concretarse. Pueden conocer la lista en:
http://noticias-rse.blogspot.com/2008/12/diez-proyectos-sociales-premiados-por.html

Entradas anteriores