Un Premio Nobel para la responsabilidad social

. lunes, 16 de octubre de 2006

Fuente: Grameen BankPor F. Xavier Agulló. A buen seguro que cuando en 1976 Muhammad Yunus inició su programa de microcréditos tenía perfectamente en mente el cambio social que su modelo llegaría a provocar. De hecho lo que acostumbra a caracterizar un emprendimiento social es una doble esencia: una idea poderosa capaz de cambiar el mundo y un cómo habilidoso con capacidad para ejecutarla. Otra cosa es que llegara a pensar que Grameen Bank llegara a convertirse en una herramienta para la paz.

Pero, ¿qué es exactamente Grameen Bank? ¿Una ONG con un cómo empresarial habilidoso o una empresa con una idea social poderosa? Grameen Bank es un una entidad financiera, es decir, presta dinero que espera recuperar en el futuro a cambio de un interés, o sea, es una empresa. Pero Grameen Bank también es una entidad de ayuda humanitaria pues no exige fianza y permite el crédito con responsabilidad solidaria (colectiva) para su devolución. Es decir, parece que a priori se aproxima más a la fórmula IDEA SOCIAL PODEROSA + CÓMO HABILIDOSO EMPRESARIAL.

Grameen Bank es empresa y es ONG. Su capacidad para generar un auténtico cambio social a nivel mundial se trasluce a partir de algunos datos:

  • Entre 1976 y 2003, el banco había prestado más de $ 4.000 millones a familias de aldeas de Bangladesh
  • En 2001, existían en el mundo más de 2.500 programas de microcréditos, se había conseguido replicar con éxito el modelo de Grameen Bank en otros rincones del mundo
Y un dato para la reflexión: las mujeres son en un 95% las destinatarias de los créditos (han demostrado un índice de devolución muy superior al de los hombres). Y en cualquier caso es un negocio rentable: el índice de morosidad está alrededor del 1%, ni decir que muy por debajo de los bancos tradicionales.

Aunque nunca antes la responsabilidad social había estado en la palestra como con la entrega del Premio Nobel de la Paz, muchas empresas no habrán captado el mensaje: es posible tener ventajas competitivas con la introducción de objetivos sociales en la empresa.

POST RELACIONADO: Amanco, una perla responsable latinoamericana / Clubes de trueque en la Argentina: sobrevivir a la crisis y al individualismo (Ed. Argentina)

CATEGORÍAS RELACIONADAS: Base de la pirámide / Emprendimientos sociales / Inversión Responsable / Buenas prácticas

2 Comentarios:

Jesús dijo...

De nuevo... es una burla..
¿porqué a este señor le dan el premio nobel de la Paz?¿Porqué no el de Economía?

Jesús de Diego

F. Xavier Agulló dijo...

Estimado Jesús: Se considera que el microcrédito es una herramienta que puede ayudar a luchar por la paz por el hecho que lucha contra la pobreza. La bondad de dicho Nobel viene de que se asocia y reconoce, por primera vez, que la pobreza trae guerras. De ahí, a mi entender, su valor. Un abrazo.

Entradas anteriores