Estalla el escándalo del complot de Intermón Oxfam contra Intervida

. lunes, 10 de diciembre de 2007

Versió en català

Por F. Xavier Agulló. Hace tiempo que vengo intuyendo que algo oscuro se esconde detrás el caso Intervida: los titulares no cuadran con las informaciones ni, sobre todo, con la lógica. Los últimos meses varias personas me han comentado que para todo lo que escribo sobre este tema falta la 'segunda parte'. Pero esta segunda parte sólo la puede explicar quien la sepa, o debería decir que sólo la podía explicar quien la sabía, en pasado.

Francisco Marco, investigador privado de Método 3 (empresa líder de investigación privada en España) y Javier Chicote, periodista que colabora en Antena 3 TV y la revista Interviú, acaban de publicar “Objetivo Intervida: el complot contra la ONG” (ver nota de prensa en Europa Press o ficha del libro en editorial). El libro ha sido publicado por Arcopress, que distribuye sobre todo en zonas comerciales, quioscos y aeropuertos. En la misma colección la editorial tiene publicado el libro 'El lado oscuro de las ONG'.

Justo es decir de entrada que los autores dejan claro que con el libro no pretenden defender a los cofundadores acusados, para lo cual ya tienen sus abogados, sino hacer explícita la más que dudosa moralidad, por no decir legalidad, del modelo de cooperación existente. También se declaran contrarios a las habituales 'teorías de la conspiración' (incluso hacen un extenso repaso a algunas de ellas), pero el libro lo que aporta no es una simple 'teoría', sino una 'prueba' demoledora.

Reza la contraportada de “Objetivo Intervida” que “La Fundación Intervida se convirtió en la ONG más grande de España. Pero todo se desmoronó cuando la Fiscalía Anticorrupción de Barcelona acusó a los gestores de la fundación de una estafa de 200 millones de euros, entre otros presuntos delitos.
Según estas acusaciones, todo lo que significaba la ONG era un gran mentira. Este libro muestra las conclusiones de una investigación sin concesiones, huyendo de la demagogia fácil y la sensiblería barata. Una investigación sin apriorismo donde todo lo que se dice se prueba.
Ésta es la historia de un complot: intereses económicos, grupos de presión, estafadores, políticos, fiscales, agentes de bolsa... Muchos actores y un único objetivo: destruir Intervida.”


El libro, a través de una trama bien atada y justificada documentalmente, va descubriendo lo que se esconde detrás de la intervención de esta ONG. Egos judiciales, un ex directivo resentido que robó $ 600.000 a la entidad y está en búsqueda y captura, odio del resto del tercer sector, miedo de la 'competencia' a un modelo radicalmente diferente al suyo, intereses políticos, grandes cantidades de dinero y muchas cosas más se suman a un hilo argumental que los autores van descubriendo.

No es habitual que un investigador privado escriba un libro-reportaje, por lo tanto este hecho le otorga una especial credibilidad. La refuerza la gran cantidad de documentación que aporta el libro (50 de las 200 páginas están destinadas a documentación). Y esta credibilidad es especialmente importante cuando en el libro aparecen nombres y apellidos. Sólo la existencia de juicios de valor y subjetividades en algunos pasajes del reportaje restan profesionalidad a la tarea realizada, en unos casos interpretaciones erróneas y, en otros, forzadas seguramente porque esconden todavía datos, quieren desviar la atención o hacer un guiño a alguna parte interesada, pero justo es decir que no afecta la trama principal sino más bien son interpretaciones de hechos colaterales, y que comentaré más adelante.

El libro hace inicialmente un vertido de datos varios, como por ejemplo un recorrido por una serie de tramas judiciales como es el desfalco cometido por un ex directivo en Perú, que denunció jocosamente a la propia Intervida y, no sólo perdió el juicio, sino que lo declararon en búsqueda y captura internacional. Este hecho en concreto me es personalmente de gran interés, puesto que provocó que la entidad fuera dada de baja en el registro de entidades que podían operar en Perú, y posteriormente rehabilitada al no encontrarse ningún indicio de delito y, al contrario, acabó siendo la víctima. Personalmente recibí un correo electrónico de una persona que, curiosamente, sale mencionada en el libro y, en medio de acusaciones que me hizo de cobrar de los cofundadores de Intervida, de no documentarme antes de escribir y de hacer el 'ridículo', me adjuntaba en pdf como prueba 'definitiva' un fax en el que la embajada española del Perú hacía saber que Intervida había sido dada de baja por ‘irregularidades' del registro de entidades, sin más información. Y esto era el gran delito. Lo que no me decía esta persona es que Intervida fue posteriormente rehabilitada y el denunciante declarado en búsqueda y captura (por cierto, el libro lo sitúa, con algún cambio en nombre y apellido, en Barcelona, incluso anunciado en los clasificados de El Periódico de Catalunya).

Siguiendo con tramas judiciales el reportaje nos habla de la famosa fiscal barcelonesa que proclamó, al inhibirse hacia la Audiencia Nacional, aquello de que había “una sangrienta gestión que incluso había llevado a crear escuelas de élite”. A parte del hecho que queda en evidencia que tales escuelas no son precisamente de élite (las familias pagan poco más de 3 dólares al mes), el libro deja también en entredicho la profesionalidad de esta persona.

Otros detalles del sumario judicial no tienen pérdida, como por ejemplo que se acusa a los cofundadores de tener dinero en cuentas bancarias en un paraíso fiscal (Patagonia, ¡sic!), dado que tenían una cuenta en el Patagon Bank (antiguo nombre de la filial on line del BSCH, actualmente OpenBank, a parte del hecho que la Patagonia no es ningun paraíso fiscal sino una región del sur de la Argentina).

Pero allende la cómica instrucción del caso y tramas judiciales varias, todo ello confluye con intereses de otras partes, a las cuales los autores apuntan con nombres y apellidos. Justo es decir que el gran perjudicado del libro, a parte claro está de las personas que aparecen implicadas, es el modelo en si mismo del tercer sector. Un modelo basado en contrapartes en el tercer mundo (recordemos que la confederación española de ONG, la CONGDE, en su código ético explicita que es imprescindible que las ONGD del primer mundo busquen otras ONG 'locales' para enviar la ayuda económica), dónde sólo la justificación documental es necesaria, sin auditar sobre el terreno el trabajo hecho, teniendo además en cuenta la habitual corrupción que existe en estos países. Intervida, en contraposición a este modelo de contrapartes, había apostado por la creación de una estructura propia sobre el terreno para tener mayor control de los fondos, creando ONG propias o bien empresas sociales (construcción, microcrédito, laboratorios farmacéuticos). Esto había dado la aparente imagen de 'holding empresarial' a la Fundación Intervida, pero que justo es decir que la Interpol la investigó en 2005 sin encontrar ninguna irregularidad, hecho que por cierto obvia la instrucción del caso en Barcelona.

Las muchas pruebas aportadas demuestran la poca efectividad del modelo mayoritario actual de cooperación en el tercer sector, y la importancia de tener un mayor control de los proyectos sobre el terreno, no sólo documental. Precisamente, la única iniciativa en España para velar por la transparencia de las ONG, la Fundación Lealtad, tiene en cuenta mucha información y aspectos, excepto el más importante: asegurar que los proyectos se han llevado a término sobre el terreno; simplemente “se fían de la información que les pasan las ONG”.

De hecho, respeto a Fundación Lealtad precisamente hoy ha aparecido, 'casualmente', un artículo en El País (¡como no!) titulado “Las ONG, bajo la moda de la sospecha”, dónde defienden la excelencia de Intermón Oxfam y ponen en la picota a Intervida. Esto sí, también dicen que hace falta un registro público de oenegés, cosa que si existiera (¡ojalá!) haría innecesaria la existencia de este lobby formado por exfundadores de AB Asesores (ahora en Morgan Stanley) con intereses en el mundo financiero.

Bien, es pues en el capítulo dónde empieza a hablar de Fundación Lealtad donde el reportaje empieza a hacer patente la trama. El resultado tampoco era demasiado difícil de imaginar de habernos preguntado quien sacaba más tajada de la caída de Intervida. La respuesta era evidente para todo el mundo, otra cosa era demostrar que era así. Es aquí dónde empieza a aparecer el nombre de Intermón, la otra gran ONG española (aparte de la semipública Cruz Roja y Cáritas, que sólo actúa en el primer mundo), de su coste de administración real y de como poco más de 5 de cada 10 euros llegan al tercer mundo, de la compra de una revista en quiebra por parte de ex directivos de esta ONG sólo para publicar un monográfico sobre Intervida y cerrarla, de la importancia de la gran cantidad de dinero que están yendo de empresas a ONG de la mano de la Responsabilidad Social Corporativa (RSC), de la presencia de cargos actuales o antiguos de Intermón en entidades como Fundación Lealtad (entidad que hace de intermediaria entre grandes empresas y ONG para transferir fondos), de como estos cargos están vinculados con la Compañía de Jesús y ESADE (tanto Intermón como ESADE pertenecen a la Compañía de Jesús; me duele por cierto que salga citada en este libro), de la curiosa vinculación de directivos de Fundación Lealtad con Morgan Stanley (AB Asesores) que es dónde va a parar parte del dinero de Intermón invertido en fondos de inversión, de la relación entre el lobbysta de Intermón y los poderes públicos y políticos catalanes, de quién 'designó' a los administradores judiciales de Intervida, y de tantas y tantas otras conexiones que los autores van exponiendo.

En este punto resumo mucho y me paro en no profundizar los hechos para no descubrir todo el que se puede encontrar al libro, que no tiene pérdida. Por el camino van aflorando identidades concretas de personas, entidades y empresas concretas, vinculadas de una forma u otra a esta complicada trama. Identidades que pertenecen a los ámbitos académico, periodístico, político, empresarial, finanzas, judicial, tercer sector,... Los autores incluso se atreven a mencionar el nombre y apellido de la persona que estaría detrás de todo y que aparece en todas las conexiones.

Todas las pruebas y objetividad que derrama el libro-reportaje sólo se ve colateralmente manchada por una serie de juicios de valor e interpretaciones claramente subjetivas, que aún cuando no afectan la trama principal sí que le quita profesionalidad. En primer lugar el 'corporativismo periodístico', a pesar de las numerosas pruebas que ellos mismos aportan sobre la implicación del grupo Prisa, explícitamente mencionan hasta dos veces que con ello no quieren implicar a los periodistas que, siguiendo la información recibida, no hacen otra cosa que 'hacer su trabajo' (sic).

En segundo lugar podemos ver en varios pasajes un 'anticatalanismo gratuito' y totalmente innecesario, que sólo quedaría justificado por su voluntad de querer despertar simpatías en el resto del estado español. Así vemos como en un pie de página, que trata un tema no vinculado directamente con el caso, llaman al político Carod-Rovira con el nombre de pila 'José Luís', cuando saben sobradamente que no es éste su nombre, y más después de la polémica. También denuncian que la 'nueva' Intervida empezó a enviar cartas sólo en catalán a quienes apadrinan en Cataluña, contraviniendo 'el derecho y sentido común del bilingüismo' (alguien les debería contar que el mecanismo funciona igualmente al revés, puesto que parece que enviarlas sólo en castellano como hacía la 'vieja' Intervida no era igualmente 'execrable'). De hecho, los 'orangutanes' del periódico La Razón ya han empezado a meter cizaña con la selección de titular y de contenidos de una entrevista hecha a Rafael Puertas hace poco y publicada el pasado domingo (“Intervida ha pagado el precio de no querer catalanizar la organización”). ¡Olé su capacidad para 'centrar' el tema!

En tercer lugar, lo que vendré en llamar ‘pánico escénico político’, o sea, pasan de puntillas por encima de la parte de la trama que tendría lugar en despachos políticos de Madrid y en algún partido político y alguna agencia de cooperación, para dejar entrever mayoritariamente que la culpa recaería en un partido catalanista minoritario del gobierno catalán, cosa del todo inconcebible en una trama de la magnitud como la que describen. Así pues, seguramente también de forma similar a mi segunda crítica, los autores o quieren conseguir la complicidad del resto del estado o bien simplemente no se quieren enfangar en aspectos políticos de alcance estatal, aun cuando también se puede leer entre líneas como el primer caso que he mencionado.

Pero a pesar de la sensación que queda de que los autores se guardan cosas (¿una segunda parte?), que tienen también motivos personales por haber escrito el libro y que muestran fobias y filias subjetivas, las pruebas de la trama central son demoledoras y no dejan lugar a la duda.

Hará falta ver a partir de ahora si este libro es capaz de marcar un antes y un después en el necesario debate sobre el modelo del tercer sector o bien si, como ya estamos acostumbrados, todo el mundo acaba echando tierra encima para tapar las vergüenzas colectivas, y nos seguimos autoengañando y diciendo que todo va bien, y que ya hemos cazado la ONG 'mala'.

Intermón e Intervida son igualmente culpables de una cosa: de no haber dialogado ni haber despertado un debate público sobre el tercer sector, comunicando los respectivos modelos y mirando de aprender una de la otra lo que hiciera falta. Pero este libro destapa hechos muy graves, muchos de ellos constitutivos de delitos, que veremos si alguien toma posición puesto que no es una simple 'teoría de la conspiración', sino una evidente 'prueba' de conspiración, como los mismos autores se aprestan a demostrar ampliamente.

Una conspiración provocada por la contraposición de dos modelos radicalmente distintos: un modelo 'puro' mayoritario basado en contrapartes fácilmente 'corruptibles', simple justificación documental y alto coste de gestión y administración, y otro modelo 'perverso' basado en principios de gestión empresariales, intervención directa en el tercer mundo y 'auditado' por la Interpol. ¿Con cuál se quedan?

POSTEOS RELACIONADOS: El mundo al revés / El integrismo de L'Arche de Zoé inspira la "nueva" Intervida / AAPP y federación de ONG esconden sus limitaciones detrás del caso Intervida / Un país de libertades y derechos / Intervida abre el melón del modelo del Tercer Sector / Intervida, toda la verdad: ¿dónde están las 'armas de destrucción masiva'? / Intervida: ¿matar la ONG o inhabilitar al periodista?

72 Comentarios:

Jluis dijo...

Impresionante... me quedo sin palabras.

Tendré que ponerme las pilas y leer el libro, y todo lo que pille.

Sin ser mi sector, no me gusta sentirme engañado y es lo que me ha pasado al leer como parece que se han manipulado las cosas.

En fin... lo pongo en la lista de pendientes...

Enorme trabajazo el que te has dado. Un saludo

Emma Jimenez dijo...

Esta es una historia de manipulaciones, de ocultación de la verdad y de intereses muy diversos. Un denominador común para cualquier conspiración es sobretodo la utilización de anónimos, de todos aquellos que tiran la piedra y esconden la mano, el conspirador siempre utiliza a terceros. Lo dije hace tiempo nosotros no tenemos que esconder nuestro nombre y ahora más que nunca el que quiera hablar que no se esconda detras del anonimato. Quien por encima de todo quiera saber la verdad y dar su opinión que lo haga con nombre y apellido. En el libro hay muchos nombres y apellidos y la prueba de que todo lo que se dice es cierto.
Solamente espero que no sea tarde para que los proyectos sigan hacia adelante en beneficio de los más necesitados y que todos los trabajadores de Intervida España no sigan atrapados por la angustia de la incertidumbre en el presente y futuro de la organización.

Vicente Carballido dijo...

Vale, Xevi. Estoy dispuesto a creer que haya gente peor que los desaprensivos directivos de Intervida (nunca se habla de Intercom, qué raro). Pero el mal de muchos no resuelve el problema en qué está metida la ONG Intervida. Me parece muy bien que Intervida esté por el "... y tú más", pero ello no es óbice para execrar de los métodos poco transparentes con los que llevaba a cabo su "misión".
Creo en la justicia, aunque sea demasiado lenta, y estoy seguro de que la instancia legal es la única que nos garantiza un buen diagnóstico sobre la materia juzgada.
Los periodistas que escriben libros sobre ONGs bajo sospecha, me hacen pensar en el "todo vale" con tal de vender libros. Éstos pueden ser, muy fácilmente, tan comprables como los defensores a ultranza de Intervida. Hay mucho dinero en juego que puede comprar cualquier apoyo mediático. ¿Por qué el presunto periodismo de investigación no hace una pesquisa a fondo de Intercom, en lugar de tratar de salvar a Intervida, a base de encontrar una trama o contubernio para señalarla como fraudulenta?
Vicens Craballido

F. Xavier Agullo dijo...

He tenido que investigar lo que comenta Vicens, pues no había oído nada al respecto de Intercom. Aquí hay información.

En principio parece un tema menor de entrada (estamos hablando de 4.500 €), pero lo que le quita toda credibilidad al asunto es que fue la Fundación Lealtad la que en una de sus 'supuestas' auditorías lo puso en relieve. Como se desprende del libro, y de lo que sabemos en el sector sobre Lealtad, es poco creíble.

En cualquier caso estoy de acuerdo que es la instancia legal la que tendrá la última palabra, pero hace tiempo que perdí la confianza en el sistema judicial, ya sea por gente como la que confunde Patagon Bank con un banco de un paraíso fiscal, o gentuza, toda sin distinciones, como la del Tribunal Constitucional que se atreven a clasificarse en 'conservadores' o 'progresistas', cuando pensaba que la justicia no tenía color político. Triste imagen la de nuestro sistema judicial.

En cualquier caso ahora está en manos de Garzón, de las pocas personas en quien vislubro un ápice de objetividad y justicia.

Anónimo dijo...

Muy interesante el artículo.
Me cuesta creer que Intermon tenga que rebajarse a una pelea con otra ONG, cuando hay "voluntarios" para todos los enfoques de la ONG.
En cuanto a la "Fundación Lealtad" estoy de acuerdo de que hay que huir de sistemas basados en "certificaditis" y "sellos" que se "compran" en base a auditorías documentales.

Vicente Carballido dijo...

Si comenzamos a "malfiar" de la Justicia, tras haberlo hecho con Lealtad y con Intermón Oxfam, aparte de no mejorar en nada la situación jurídica de Intervida, sólo conseguiremos airear la "mierda" que, en las ONG como en toda obra humana, existe como anécdota. La categoría, lo que considero RESPONSABLE,es mantener una actitud respetuosa frente al funcionamiento de las garantías procesales que brindan al sujeto de investigación, Intervida en este caso,todas las herramientas necesarias para reafirmar su inocencia.
Acumular "mierda" y lanzarla sobre los demás no me parece en absoluto RESPONSABLE. Si tienen tantas pruebas, ¿por qué no van a los juzgados?

Ferni dijo...

Ya os hablaba en mi post "http://www.blogresponsable.com/2007/10/por-qu-no-me-gusta-la-fundacin-lealtad.html"
de la Fundación Lealtad, de sus orígenes y del elitismo y desigualdad que generan en el ámbito de las ONG al diferenciarlas entre ONG "buenas" -las certificadas por ellos- y el resto.

Anaiz Quevedo dijo...

Hay un fragmento de la historieta “Mafalda” ( cuyo personaje principal, creado por Quino,es una niña de clase media argentina con una particular visión del mundo) en el que una señora le pregunta a Mafaldita mientras ésta va de compras con su madre: ¿Vos haces tus tareas y eres buena con papá y mamá? A lo que la singular niñita le responde ¿Y usted señora, paga sus impuestos?

A mi ese extracto me recuerda mucho la metáfora de “Ver la paja en el ojo ajeno y no ver la viga en el propio”. A mi me cuesta mucho tomar una posición de juicio sino investigo bien un asunto y más si éste se relaciona con una ONG que con todo y tanto revuelo ha incidido en la vida de niños, niñas y familias de un continente al que muchos ven de lejos(esperando que la realidad se ponga más bonita) y pocos hacen en realidad .

A mi me parece un tremendo esfuerzo el realizado por el profesor Xavier Agulló por mostrar distintas caras de la moneda, es además su deber porque los académicos, estudiosos de la RSE no están para desarrollar juicios a priori. Ha tomado un caso y lo ha manejado con responsabilidad, en su derecho de ir más allá de los detalles, con decencia, ante insultos que me han sorprendido, porque están cargados de odio, y el odio no es muy buen consejero. La verdad se manifiesta con sabiduría hasta en los momentos más complejos. Entiendo que puedan existir molestias por “ciertas actitudes humanas” y el engaño suele afectar muchísimo. Pero cuando estos odios toman la escena se puede destruir una reputación y por ende los más afectados no son quienes hoy escriben ni debaten sino los beneficiarios de un continente que no pueden esperar a que “la realidad como ya dije antes: se ponga bonita”.

Claro que hay que sancionar a las ODS (organizaciones de Desarrollo Social, ustedes les llaman ONG) cuando realizan ineficientemente su trabajo o cometen fraudes, porque están dirigidas por humanos, y los humanos no somos perfectos. Pero ¿eliminarlas del mapa, borrarlas, acabarlas aunque eso signifique romper una cadena donde hay eslabones positivos sin tomar en cuenta que esto trasciende a sus fundadores o creadores?, oye, tanto radicalismo sin ni siquiera tomarse el tiempo de analizar bien el asunto, es algo que no debe dejar de preocuparnos.

Me preocupa además que la masa se deje guiar por debates a distancia y no se involucre más con lo que en verdad puede hacer la ODS a la que apoya. Es como aquellos pobladores que critican un gobierno local pero son incapaces de ir a las asambleas de ciudadanos, no cumplen su tarea pues.

Tienen un sistema jusdicial que con sus defectos y virtudes tomará la última palabra, entretanto el beneficio de la duda no es sólo un deber sino un derecho, antes que tanto masaje-mensaje deforme la realidad.

Rosa Alonso dijo...

Quisiéra haberme quedado estupefacta ante todo el montón de información que nos aportas.
Pero, para mi desilusión, no es así.
Este libro, que no he leído aún, creo que pone de manifiesto y encima de la mesa algunas cosas que tendrían que traspasarse a la gran masa social.
Aunque temo que los grupos de comunicación ya se encargarán de pasar de puntillas...

F. Xavier Agullo dijo...

Te responderé Vicens pero con una pregunta que te haces en tu blog: "¿Quién ha sido el irresponsable que ha puesto en marcha el ventilador delante de la 'mierda'?".

Pues bien, el problema no es que alguien (espero q no te refieras a mi, e intentaré pensar que la mayúsculas de RESPONSABLE tampoco sean un ataque personal porque no me siento aludido), el problema no es que alguien haya puesto en marcha en ventilador ahora... el problema es que alguien lo puso en marcha hace 4 años apuntando hacia un lado, pero no hacia otro...

Si se puso en marcha el ventilador delante de una 'm....', pues que ahora apunte hacia otra 'm....' (perdón por las palabras soeces implícitas... pero vienen a colación del comentario) no me parece irresponsable, al contrario, la responsabilidad está en denunciar la irresponsabilidad. Y es lo que intento.

No tengo ningún tipo de odio a Intermón (de hecho, soy donante vaya), ni intereses con Intervida (es muy fácil acusar de que es fácil comprar a quienes defendemos la presunción de inocencia y no hacer lo mismo para quienes acusan sin motivo alguno, verdad?).

No es cuestión de ventilar la 'm....' Vicens, es cuestión de provocar la reflexión en el tercer sector, hace tiempo que es necesario, pero ahora se intenta enterrar dicho debate pendiente enterrando a Intervida. Eso no es responsable.

Cada cual tiene sus motivos para defender posturas, yo conozco como sabes los tuyos contra Intervida y los respeto (y comparto), pero por una sola persona (y que de hecho nada tiene que ver en realidad con Intervida de forma efectiva) no es posible generalizar a toda una organización.

Los míos son simplemente el respeto a la presunción de inocencia y a evitar los juicios mediáticos (vean sino cuantos 'medios de comunicación' se han hecho hoy de la nota de Europa Press... sólo algunos digitales y el Diario de Navarra). Por algo será, porqué ya es un caso 'juzgado' de antemano ¿no?

O sea que recuerda: el ventilador se puso en marcha en este caso hace ya tiempo, y no precisamente por parte de Intervida, no ahora.

De todo esto sólo debería quedarnos un resultado: un debate abierto, sin apriorismos, sobre el modelo del tercer sector, sin ningún de inculpación de nadie. ¿Empezamos?

Vicens Carballido dijo...

Veamos...
No debo haberme explicado bien.
Empecemos por las mayúsculas de RESPONSABLE. ¿Como puedes pensar que se trate de un ataque?¿Y cómo de un ataque personal? ¡Para nada!
Sabes de mi profundo aprecio hacia tu persona, en las duras y en las maduras y conoces bien mi admiración por tu trabajo en pro de la RESPONSABILIDAD SOCIAL, en empresas, instituciones públicas y organizaciones NO gubernamentales.
Con respecto a filias y fobias, es cierto que tengo un contencioso con un ex-patrón de la Fundación Intervida (Albert Pèlach Pániker), pero en modo alguno rige este conflicto mi opinión sobre los hechos sub júdice en la Audiencia Nacional. Tuve otros contactos, muy anteriores a mi trato con este ex-patrón, con Intervida y, sobre todo, con Intercom. No revelaré ahora las cosas que ya entonces me parecieron muy raras en la calle Pujades 77.
Como mucha otra gente, poseo un blog en el que trato de temas que pueden interesar a mis lectores, por las mismas u otras razones por las que, antes, me han interesado a mi. Las 2639 visitas de México, las 1087 de Perú, las 835 de Colombia, etc. son, en buena parte gentes que quieren saber, con todo el derecho del mundo, qué pasa con Intervida e Intercom; entre otras razones porque muchos de ellos son empleados, beneficiarios o padrinos. Mi información, con este origen, me mantiene en la obligación de seguir informando, en lo positivo y en lo negativo. Así lo hago y así lo seguiré haciendo.
¿Debate sin apriorismos, dices? O "con ellos", por que sin información previa, sin conocimiento de las cosas, cualquier debate es inútil, una elucubración sin base. Hay datos sobre Intervida, y el proceso judicial es uno muy sólido e importante, y un debate que no parta de la realidad está condenado al fracaso y, a mi al menos, no interesa.
Lo siento, amo la verdad, como sé que la amas tú, pero este tipo de problemas no surge de una idea abstracta. No haremos pues, tú y yo, un debate retórico sobre esencialismos virtuosos,; si acaso, veamos lo que pasa en la realidad, para influir y cambiarla.
Por último, retiro la palabra "mierda" si, como dices, te resulta una "palabra soez"; para mi, y para la Real Academia de la Lengua, no lo es, pero no discutiremos por ello. Retirada.
Un abrazo cordial de tu buen amigo Vicens

F. Xavier Agullo dijo...

Sin apriorismos Vicens porqué todo el mundo ha tomado como 'malo' el modelo de Intervida y 'celestial' el de Intermón. Pero de momento sólo he podido leer un libro con pruebas reales a favor del modelo Intervida y muchos titulares cocinados de la nada en los periódicos en su contra.

Y la verdad es que leer el libro no ha hecho más que confirmar todas mis sospechas que he venido apuntando, bueno, de hecho el libro se ha quedado corto, será que soy malpensado...

De hecho, ¿sabes qué es lo que más me hace seguir pensando mal y peor? Pues que ningún medio de comunicación se haya hecho eco de la nota de prensa de Europa Press, ni tan sólo Terra, que lo hace automáticamente... ¿mayor prueba de que hay gato encerrado? Ya sé que el tema no da para titulares primera página... ¿pero ni para breves en sociedad? No se...

El juicio se hace en la sala, no en los medios. El apaleamiento público de Intervida en medios no tiene parangón... y una de dos: o es un complot como apunta el libro, o hay algo tan gordo que ni los propios denunciantes han querido incluirlo en el auto de procesamiento (aunque la fiscal haya tenido 4 años para investigar...).

El modelo del tercer sector no puede partir de que sea el ideal el de IO. Si lees el libro verás como no es así.

Bueno, para verdad y cambiar el mundo, mejor ante la cerveza pendiente, y me cuentas qué es eso de Intercom (lo de "m..." es que lo repetí yo mismo, pero un comentario desde Latinoamérica me recordaba que estaba incumpliendo yo mismo las normas, y tuve que sustituirlo por puntitos y poner el comentario... no debe sonar igual acá que allá). Un abrazo.

jherrero dijo...

Un saludo.
El titular de la entrada me parece sensacionalista viendo los datos aportados en el artículo.

Me gustaría saber si ha hablado con las ONG´s aludidas, Intermón Oxfam en este caso, para cotejar aquello que afirmas y si es así, cuáles han sido las respuestas aportadas.

Confieso que me suena a cortina de humo para buscar responsables donde no los hay.

Un saludo.
Javier

F. Xavier Agullo dijo...

Estimado Javier: el sensacionalismo siempre es subjetivo, personalmente es lo que me ha parecido que tienen todos los titulares que han aparecido contra Intervida hasta ahora en prensa. En cualquier caso poca diferencia hay respecto al titular de la noticia de Europa Press.

Tampoco he visto que nadie haya pedido opinión alguna a los cofundadores, que siguen casi defenestrados en medios... ¿por qué? Si Intermón Oxfam quiere opinar aquí puede hacerlo como cualquier otra persona o entidad libremente, o enviar una carta al blog y la publicaremos. Si no lo han hecho es simplemente porque deben considerar este espacio insignificante, no se. En cualquier caso este es un espacio de libertad no censurado por nadie, no como los medios de comunicación generalistas.

Finalmente decirte que no soy yo quién aporta datos en el artículo, sino los autores del libro en éste, al cuál me remito y ahí los encontrarás si lo deseas. Un fuerte abrazo.

Anónimo dijo...

Bueno, se dice que en libro hay verdades documentadas... ¿y acaso no se puede pensar que la información que aparece en la querella presentada por la fiscal también pueden ser verdas documentadas?

Se sigue dando crédito a lo que se quiere, me temo. Y ahora todo lo que dice un libro es verdad, pero todo lo que dice la Justicia, es un complot.

Por cierto, se habla de presunción de inocencia y de respeto, pero se critica muy abiertamente a la Justicia, a fiscales, jueces y tribunales... no veo que eso sea precisamente respeto.

jumatropi dijo...

Estimado Xavier: comenta Javier Herrero que el titular es sensacionalista (opinión con la que estoy de acuerdo), a lo que tu respondes hablando de subjetividad sin apuntar si estás de acuerdo o no, y excusándote con el pueril argumento de “los otros también lo hacen…” En mi opinión el titular no es el adecuado y su objetivo es captar la atención de los lectores con el morbo. También creo ofender a la inteligencia afirmar que hay poca diferencia entre tu titular y el que señalas de Europa Press.

Estoy de acuerdo con la persona anónima del último comentario. Jamás se me ocurriría dar más crédito a dos personas en particular que al sistema judicial en general.

Un saludo.

Fabia dijo...

Lo que sí es una ofensa a la inteligencia es todo el 'caso' Intervida, parece que nos quieran engañar como ovejitas, y no el hecho que una voz discrepante como Xavier diga algo con tanta sensatez, lo primero razonable que he oido en todos estos meses. Xavier, felicidades y no te amedrantes a pesar de tantos exabruptos. Estoy leyendo el libro, y de momento deja bien guapa a Intermón y Lealtad con pruebas, no con mentiras como hasta ahora han hecho con Intervida.

Anónimo dijo...

Tengo mucho interés en leer el libro, de momento no lo he encontrado, no se si porque las librerías no creen demasiado en su venta o porque su tirada es muy limitada.
Aunque no me escondo de que yo personalmente parto de la presunción de culpabilidad, lo leeré con atención, pero lo primero que me rechina es que uno de los autores haya sido precisamente detective a sueldo de la antigua Intervida y receptor de 180.000 euros en concepto de honorarios.
Bias que dicen lo anglosajones o habrá mantenido una objetividad exquisita para con sus antiguos clientes?
Hay una cosa que ya no tiene remedio, pase lo que pase los fundadores de Intervida no recuperarán jamás su juguete. Y si no fuera culpables? Habremos dejados al mundo sin dos de sus grandes benefactores?
Ha perdido el mundo dos posibles premios nobel de la paz?

Anónimo dijo...

No creo q sea la objetividad del detective la clave, vaya, tampoco es necesario si dedican 50 páginas a pruebas documentales.

Ni tampoco es necesario ser objetivo cuando en un capitulo cuentan como varios exdirectivos de Intermón (entre ellos Ramon Guardia y otros actualmente en la consultora Valores & Marketing, y dueños y señores de la Asociación de Profesionales de Fundraising, que esto no lo dice el libro) compraron la revista 'oenegé', publicaron un monográfico sobre 'Intervida', y la cerraron definitivamente.

Y así treinta mil cosas más... yo puede comprar el libro en la presentación, pero claro, no se donde lo distribuyen quizás si contactas con arcopress te lo dirán.

Anónimo dijo...

Cada vez me parece más patético el presunto periodismo "de investigación" que se practica en España y que se utiliza como arma arrojadiza, y en este caso claramente para intentar diluir la vergonzosa gestión de Intervida a costa de otra organización. ¿Qué Chicote no pretende defenderlos? ¿Y habla de un complot? ¿Pero es que nos tomáis por tontos o qué, con vuestros simulacros de periodismo de investigación? Y por si te lo preguntas, no, no trabajo para Intermón, simplemente me molesto un poco en comprobar por mí misma las informaciones. O será que conozco mejor el sector.
Por ejemplo, tú que te preguntas por el "otro lado" del caso Intervida, ¿por qué no te preguntas por "el otro lado" de la investigación de Chicote?? A lo mejor te gustaría, para completar tu larga columna, preguntar a alguna de las ONG a las que este "periodista" contactó. Te lo puedo decir yo: mintiendo y amenazando, cual miembro de la Cosa Nostra, para que su cuestionario (en el que por cierto parecía más bien que fueran las ONG las que tenían que hacerle el trabajo) fuera contestado. Según su baremo, quien le contestara a su embarullado, confuso, tendencioso y a todas luces desinformado cuestionario es transparente y quien no lo haga, no lo es. Esa es su comprobación seria del trabajo de las ONG en terreno que Chicote ha hecho, enviar un cuestionario de 20 páginas y esperar sentadito, mientras envía mails de coacción, a que le llegue la información. Por favor... ¿A que no te has molestado en comprobar esto? ¿O en confirmar con las otras ONG citadas en el informe? Claro que no, para qué, no vaya a ser que se caiga por su propio peso el último intento de hacer una investigación chusquera sobre las ONG.
Por supuesto que hay que investigar el sector y acabar con el corporativismo, por supuesto, y ojalá sigan saliendo escándalos como los de Intervida y Anesvad para de una vez por todas separar el grano de la paja y que las ong QUE ROBAN, COMO ESTAS, acaben desapareciendo. De hecho, habría que haber investigado antes. Pero hagámoslo con seriedad, no con el titular en la cabeza antes de tener los hechos comprobados. Nos preciamos de tener una prensa muy "atrevida" que se enfrenta al "sistema" de las ONG y sin embargo, nadie, por supuesto ni siquiera Chicote, publicó nada de Intervida o de Anesvad antes de que el tema saltara solito a los titulares de la mano de jueces y policías. ¿Queréis investigar? Pues hacedlo en serio, y no tomando como blanco a las ONG de más fama sólo porque son grandes y presuntamente "burocratizadas"... ¿O precisamente lo hacen por eso? Porque le dan más fama al libro o al reportaje de turno. Tú mismo reconoces, que en el libro, “la existencia de juicios de valor y subjetividades en algunos pasajes del reportaje restan profesionalidad a la tarea realizada, en unos casos interpretaciones erróneas y, en otros, forzadas seguramente porque esconden todavía datos”. ¿Y aún así tienes las santas narices de decir que es una investigación creíble? Repito unas palabras: “subjetividades”, “erróneas”, “forzadas”. Son tuyas, no mías. Ah, claro, que el que las cosas no cuadren en realidad no se debe a que la investigación sea chapucera e intencionada, sino ¡¡a que se calla cosas!! ¿Para no hacer daño a Intermón? Ay, pobrecito, si en el fondo este Chicote es un buen chico. VENGA YA. Esto huele a vendetta, en efecto, pero no de Intermón contra Intervida, sino de Chicote y sus detectives de pacotilla contra Intermón, o al menos, a favor de Intervida. Investiga esto, tú que tienes tan buenos contactos, a ver qué sacas... y nos lo cuentas.
Por cierto, a ver si los que habláis de ONG y pretendéis impulsar la transparencia empezáis por formaros un poco. Primero, dejad de referiros a la Fundación Lealtad como la única garantía para el sector, porque no lo es. A lo mejor sabes que la mayoría de las ONG tienen financiación pública, y una de las principales rendiciones de cuentas es la que se hace a la Administración. También se someten muchas a potentes auditorías externas de firmas nacionales e internacionales de primera fila (no empresas de “la tienda del espía”), o las de financiadores privados que, no te equivoques, sí viajan a terreno. Ah, que no lo sabías, claro. Pues sí, se hace. Como también lo hacen periodistas de prestigio (serios, vaya, profesionales) que, en el marco de sus reportajes sí que han visitado (y no pagados precisamente, como hacía Intervida) los proyectos de numerosas ONG y han comprobado el trabajo en terreno. Eso también es una auditoría, amigo: los reportajes de Ramón Lobo, de Alfonso Armada, de Bru Rovira, de Marta Arroyo, eso son reportajes y no lo de Chicote. ¿A que en el marco de su “investigación” no ha visitado ningún proyecto en terreno? A lo mejor ahora, con las ventas del libro, se puede pagar unos buenos viajes, yo le invito a hacerlo. Por ejemplo, que vaya a ver los de Intermón.
En segundo lugar, no es cierto que la única forma seria de trabajar en el “tercer mundo” sea a través de contrapartes (por cierto, a ver si dejáis de usar esta expresión de “tercer mundo”, no por corrección política sino porque, a lo mejor se te ha olvidado, procede de los tiempos de la Guerra Fría y no se relaciona con los países pobres originariamente, sino con los que no pertenecían a ninguno de los dos bloques y se agruparon en torno a la iniciativa de los no alineados de Nasser... hay que leer un poquito). Eso es para las organizaciones de cooperación al desarrollo, pero luego están las de acción humanitaria, de trabajo en emergencias, que contratan directamente a su personal allí y controlan el dinero de principio a fin. Estudia, estudia, cooperación al desarrollo frente a acción humanitaria. Conceptos distintos, formas distintas de trabajar, igual de buenas.
Ah, y por no extenderme más porque tengo trabajo serio que hacer, a diferencia de otros, te diré que Intervida no era el blanco de las críticas de otras ONG porque hicieran algo “diferente”. No los pintéis como a una víctima. De hecho, NO ERAN EL BLANCO DE LAS CRÍTICAS DE OTRAS ONGS. Desde el sector nunca se ha dicho nada de ellos en público, y sin embargo se sabía que algo olía mal en sus cuentas, en su estructura, en su forma de trabajar en terreno. En efecto, crear bancos e invertir en propiedades inmobiliarias no es hacer las cosas “de forma distinta”, como si fueran valerosos rebeldes frente al “establishment oenegero”, ES ENGAÑAR AL SOCIO Y GESTIONAR EL DINERO DE FORMA NO ÉTICA. El dinero del socio no es para inmovilizarlo en activos, es para invertirlo en los proyectos, y si te parece que se criticaba eso para defender un modelo establecido por las organizaciones serias, de nuevo, ES QUE NO SABES DE LO QUE HABLAS. Igual que cuando dices que Intermón no ha querido despertar un “debate público” sobre modelos y transparencia y “dialogar” con Intervida para aprender mutuamente. ¿Lo dices en serio? Aprender ¿el qué? ¿Cómo robar al socio? ¿Cómo desviar en beneficio propio los fondos y generar dividendos en vez de construir escuelas y centros de salud? No sé, coméntaselo a Intermón, pero no creo que les interese aprender nada en esta línea. Ah, si no tú no has visto ese debate, igual es porque no has asistido nunca a ninguna charla organizada por alguna de las muchísimas ONG serias en España, porque este tema viene saliendo en mesas redondas, jornadas y talleres desde hace AÑOS. Otra cosa es que tú no hayas ido y no te hayas enterado.
Por cierto, por si te lo preguntas, soy periodista, y de un tiempo a esta parte siento que me embarga un profundo sentimiento de VERGÜENZA por lo que le está ocurriendo a esta profesión. Flaco favor le hacéis al ciudadano con este traslado de las tácticas de desfachatez mentirosa de los programas del corazón. No se trata de proteger a las ONG, se trata de investigar de verdad, con profesionalidad y no sacar la escopeta y disparar al aire a ver a quién le doy.
Espero que Intermón le denuncie ante los tribunales y que, cuando Chicote se tenga que comer su vergonzoso compendio de manipulaciones, tú publiques también un segundo artículo de 28 párrafos.

F. Xavier Agullo dijo...

Estimada anónima: te agradezco tus comentarios, y aunque el tono de tu escrito es excesivo veo que te sale del alma y de tu sentido ético y moral, lo aprecio.

De Chicote y su libro sé de hace poco, pero de las dudas que me despiertan la campaña del grupo Prisa, la incoherencia entre titulares sensacionalistas y el contenido, que no cuadran, de los pocos datos aportados. Si alguien quiere destapar un caso, no se hace con pseudoinformaciones, sino con investigación periodística seria. Toda la información que Prisa ha ido lanzando no se aguanta por ningún sitio, del mismo modo que las subjetividades del libro de Chicote (y el investigador privado de más prestigio de España, por cierto, aunque como comentan por aquí fuera contratado en su momento por Intervida para investigar quién estaba detrás de todo ello) tampoco dicen mucho en favor de un trabajo de investigación.

Pero a pesar de que seguramente Chicote y yo mismo no íbamos a poder entendernos, estoy seguro, debo reconocer que las pruebas que aportan como mínimo son eso, pruebas, cosa que no son los pseudodatos aportados por Prisa.

¿Que detrás de todo ello realmente hay algo de verdad? Bueno, pues estará en el sumario, y Garzón sabrá leer la verdad.

Repito que no tengo nada en contra de Intermón ni nada en favor de Intervida. Opino desde hace meses que el periodismo está haciendo flaco favor haciendo un juicio público sin ofrecer la perspectiva de la otra parte.

Que desde mis líneas haya tendido a transmitir una idea de escoramiento hacia el lado contrario es para compensar la total ausencia de objetividad y el escoramiento del otro lado.

La sociedad merece que se le aporte ambos puntos de vista, y eso no lo he visto en todo lo vertido por Prisa. Huele a manipulación, lleno de subjetividades, tanto como el libro de Chicote.

Desde estas líneas he querido transmitir que nada podemos creer de lo que dice Prisa, que siempre tenía 'información' antes que los propios imputados, e incluso antes de que la fiscal barcelonesa aterrizara en Barajas después de su viaje a Perú (donde no investigó nada sobre el terreno).

Hay irresponsabilidad por todas las partes querida anónima, denuncio esa irresponsabilidad compartida.

El debate necesario al entorno del tercer sector debe hacerse no desde el acoso y derribo sino desde la objetividad, diálogo y transparencia, y sin interferencias lobbystas.

Te sugiero que leas el libro, aunque partas de la visión acusadora como alguien más comenta en este hilo de mensajes, sirve para ver la visión opuesta. Sólo entonces comprenderás mi postura. De hecho, los propios autores comentan al principio que no se lea el libro como única fuente de información, que cada cual recurra luego a otras. Eso hago yo, y de momento el libro confirmó mis temores, aunque no tenga reparos en comentar lo que no me gustó del libro también reconozco que ofrece una visión distinta y con datos.

Si yo mismo hablo de 'subjetividades', es porque hago lectura crítica, y a pesar de ello veo parte de razón en las pruebas de Chicote. No deberías usar que digo que las hay en mi contra, sino en favor de mi objetividad y espíritu crítico.

En cualquier caso amiga, dije en el primer posteo allá por el mes de mayo que 'quizás tenga que comerme este posteo con patatas' o algo parecido, y eso haré si al final resultan probados los desvíos ilícitos de dinero (que de momento, repito, los administradores judiciales han afirmado que no existen).

Entiendo y agradezco tu postura, pero sigo manteniendo que no lo veo claro, es sucio el tema. Cuando se aclarezca, en el sentido que sea, prometo escribir sobre ello, no se si con 28 párrafos (se nota que eres periodista, no me había fijado en ello), pues el tema bien merece una reflexión final.

Pero respeta también mi postura crítica a priori y, aunque si quieres, vayas preparando las patatas con las que me coma mis opiniones, como mucha gente está haciendo y deseando ya.

Me había propuesto no responder a más comentarios, pero el tuyo lo merecía por respeto y agradecimiento.

Un fuerte abrazo mi querida amiga.

Anónimo dijo...

Oh, qué tristeza, la justicia es tan ciega que Intermon (quién sabe por qué) nos ha engañado a todos... la demagogia es un arma de destrucción masiva.

Laia dijo...

Vaya repaso te ha dado la periodista… yo no hubiera intentado responderle, te ha ganado por el puro peso de la razón. Tampoco hubiera podido poner en palabras de forma más clara lo que pienso de este periodismo de pacotilla (que me da asco), ejercido por cuatro iluminados que nos descubren la verdad (menos mal que estáis, sino uno hasta se fiaría de los tribunales), ni del riesgo que creo que supone. ¿Una trama orquestada por Intermón y secundada por la justicia y el gobierno de la Generalitat? ¿Y los tres directivos de Intervida son pobres diablos en medio de semejante complot? ¿Pero es que estamos todos locos? ¿O ya no sabemos cómo llamar la atención? Y qué más... creo que si mañana me aburro voy a montar alguna teoría de la conspiración. Como la del PP con el 11-M. O como la tuya.

Laia dijo...

Por cierto, me pareces tremendamente paternalista al utilizar expresiones como "mi querida anónima", y tremendamente egcéntrico cuando afirmas "ya en mayo publiqué lo sospechoso que me parecía ...". Unido a tu "iluminación" casi diría mesiánica, pone de manifiesto un ego enorme y unas ganas tremendas de escuchar tu propia voz. Base sin duda del "periodismo" que practicas.

Rosa Alonso dijo...

Leo estupefacta la falta de respeto que mantenemos con personas que usan los medios que están en las manos de todas las personas para hablar con tonos hostiles y casi humillantes. Os recuerdo, como profesional de la comunicación, que esto que leemos son palabras. Palabras exentas de tono y palabras exentas de contexto. Sólo son un 10% de la comunicación, las palabras.

Leo estupefacta las afirmaciones de la "anónima" que desde las entrañas dice cosas como que las administraciones hacen auditorías serias. Y yo pregunto: qué administraciones? las del estado? las locales?... siento no compartir con usted esta afirmación. Mas bien, diría que son auditorías de "pacotilla" licitadas de forma endogámica (vamos, como todo el tercer sector).

Leo estupefacta también, la afirmación de que el tercer sector nunca ha criticado en público a Intervida. Pues bien, eso no es cierto. Rotundamente. De echo, hace tiempo, cuando empecé a trabajar en ocasiones para el tercer sector fue de las primeras cosas de las que me enteré. Todas las personas vinculadas con ONL tenian en su punto de mira a Intervida (supuestamente por sus campañas de comunicación...). En ese momento, me di cuenta de los principales problemas del sector. En ese mismo momento.

Y ya no leo tan estupefacta su afirmación de la vergÜenza que le causa su profesión. La comparto totalmente. Cada dia más.
No nos damos cuenta, pero vivimos inmersos en un modelo de sociedad dormido y anestesiado por unos medios que no nos dan más que alpiste...

Jose Luis dijo...

Hola Xavi:
Me dejas parado, pero te dire que esta empresa metodo3, sino recuerdo mal la noticia, ha dicgo que la niña Madeleine esta viva.
Te lo digo por si es de fiar esta fuente, todo y eso la noticia es espeluznante.
Estos dias ando muy liado con la campaña de navidad,pero tengo que lereme esto con mas detenimiento.
Un saludo

carloscapote dijo...

--Modo irónico on--
Una señora que me crucé en el supermercado conoció a un amigo de la hija del vecino de alguien que había trabajado en una panadería que dirigía un hombre que se casó con la dueña de una cervecería a la que solía ir la nuera del sobrino de un señor que una vez cruzó una calle por la que iba al colegio Hitler. Pues bien, la señora era cristiana y es sabido que todo cristiano (y cristiana) es simpatizante de la Compañía de Jesús y por lo tanto soci@ de Intermón Oxfam. Hay fotos de Fitler en esta calle, lo que demuestra de forma irrefutable que Intermón Oxfam está detrás del holocausto nazi.

Propongo que cambiéis el titular de este post por: "Intermón Oxfam lideró el Holocausto nazi" y que añadáis una cabecera en la que diga: "Tenemos pruebas tan irrefutables e incuestionables que ni siquiera nosotros las hemos cuestionado."
--Modo irónico off--

F. Xavier Agullo dijo...

Hola José Luís: Método 3 es la primera empresa de investigación de España, y efectivamente, está llevando el caso Madeleine. Que sea de fiar o no pues no se, lo que sí son de fiar son las pruebas q se aportan en el libro.

Aunque siempre habrá tipos que prefieren activar el 'modo off' de su cerebro para no gastarlo como este carloscapote de acá arriba.

Bueno José Luís, un fuerte abrazo y suerte en la campaña de navidad.

Anónimo dijo...

Para los anónimos intermonos : A quien le pique que se rasque....

Anónimo dijo...

Y yo que este desprecio, estas formas, y estas tramas no las he visto ni en administraciones públicas, ni en empresas privadas, y más recuerda a momentos álgidos de la guerra fría...

Vaya lección de Tercer Sector, para todos. Mientras, mucha gente sigue sufriendo, afortunadamente ignorante de estas luchas de poder y estas miserias.

No sé quiénes son los subdesarrollados a veces.

VICTOR dijo...

El Sr. Agullo, el autor de este post esta siendo muy valiente y sobretodo generoso facilitando un lugar para poder comunicar las opiniones tan contrapuestas sobre el mismo tema. Creo que se la está jugando y estoy seguro que los integristas de las ONGD se siente amenazados por el atrevimiento de poner a debate a la todopoderosa Intermon. Permita que le diga señor Agullo que por ahora, este mundo está dominado por la hipocresía y la intolerancia, entiendo sus ideales de dialogo, pero le advierto que el terreno de las ongs no esta preparado para ello, es un sector al cual el dicho de “dime de que presumes y te diré de que careces” encaja perfectamente con el comportamiento insolidario y opaco de la mayoría de ellas. Este ha sido un año que esta plagado de ejemplos en la prensa escrita, mientras Intervida sufría el acoso del grupo Prisa, otras se pavoneaban en ridículos rankings de la transparencia, como si se tratara de un concurso de miss belleza.
No me sorprende la defensa a ultranza sobre Intermon, hasta el momento del libro, estaban impolutos, autoproclamados la voz de las ong. Han invertido mucho dinero para posicionarse y se les han subido los humos a extremos que todos conocemos incluido el sector público de la cooperación.
He leído el libro hay datos que nadie esta comentado: el organigrama de Fundación Lealtad y sus estrechos vínculos a través de Ignasi Carreras con Intermon. La estafa del comercio justo, que de justo no tiene absolutamente nada sobretodo cuando los socios sean conscientes de las millonarias perdidas económicas. No se con que argumentos defenderán la cantidad de dinero que dedican a sensibilización, por cierto el anuncio de la actual campaña navideña es muy tierno,” la magia de la navidad”, me recuerda a la navidad del corte ingles, pero a diferencia de ellos, no te devuelven el dinero si no quedas satisfecho. Pregunto: ¿cuanto dinero destinan a publicidad?. El día que muchos socios de Intermon se miren bien sus cuentas la sorpresa será mayúscula. Pero claro su trabajo principal es hacer política, tener muchos amigos influyentes donde todos puedan salir ganando y eso cuesta mucho dinero, y que otra ong como Intervida alcanzará cotas más altas en número de socios, presupuesto y relevancia pública, es inadmisible. Llevaban años detrás de este objetivo, nadie ahora se quiere rasgar las vestiduras y reconocer lo mal que siempre se habla en todas las reuniones de Intervida, era la comidilla de todos, pero lo he dicho ya, mucha hipocresía es lo que siempre veo.

Y sobretodo el tema del complot ya fue descarado en la época de la revista OeNeGé, ¿a que tampoco nadie comenta nada sobre ese asunto?, pero el éxito del complot les llego con la denuncia a la fiscalía, lo han tenido bordado para empujar hasta llegar al punto en el que ahora esta todo, pero tenia que aparecer el dichoso libro y fastidiar la fiesta.

Espero que al menos los trabajadores que quedan en Intervida España abran los ojos y defiendan su organización, que no cuenten con la ayuda de los administradores. Me imagino que es una situación complicada pero no dejen que los insulten por más tiempo, tienen los mejores proyectos del mundo, y pueden estar orgullosos de todos estos años, aunque no estuvieran en el club privado de las ongd, lo estaban haciendo mejor que la mayoría de ellos. No se dejen avasallar por el integrismo y el fundamentalismo de los intolerante oenegeros.
Por cierto la estafa no es la de los 200 millones, la estafa es la de un sector autoproclamado de ayuda humanitaria pero que de humano no tiene nada.

Espero que las personas que esten vinculadas de una u otra forma al sector, sean sinceros con ellos mismos, esto les ayudará a no ser egoistas y a intentar de verdad cambiar la realidad del sufrimiento humano y por el bien de todos.

Sr. Agullo, espero que quien bien le conoce y le aprecia le apoye en esta lucha desigual.


VICTOR

Anónimo dijo...

Sobre este último comentario, tan malo es dejarse llevar por los comentarios del Grupo Prisa, tal y como no deja de recomendar el Sr.Agulló, como dejarse llevar por lo que aparece en este blog o por lo que comentan los partidarios de la conspiracy theory.

No seré yo quien critique los proyectos de Intervida, comulgo con el modelo de cooperación, pero por supuesto son responsables de varias cosas de las que se les acusa.
En primer lugar de secuestrar una organización que podía haber sido de referencia. Una Ong tan grande no puede estar gestionada por dos personas que utilizan medios dictatoriales y que carecen de formación y conocimientos suficientes para dirigir proyectos de cooperación.
Sobre su capacidad de mover dinero nada que decir, ahí nadie mejor que Eduardo Castellón.
Pero que hacían con tanto dinero? Guardarlo en el banco, por incapacidad de gastarlo, tan importante es generar como saber gastar correctamente. Y no me digan que la ley permite....etc, etc... llevaban años sin completar ni siquiera los proyectos que ellos mismos preparaban y que a final de año no se habían ejecutado ni el 70%.
Se les acusa de desviar fondos para actividades poco claras o que no tenían nada que ver con cooperación. Efectivamente, no se como montar un banco podía tener nada que ver con ayudar a los más necesitados. Y no me vengan con el cuento que era para microcréditos, el 80% de las operaciones bancarias del banco de Intervida eran operaciones que anda tenían que ver con microcréditos.
Se les acusa de cobrar varios sueldos en varios países, absolutamente cierto y jamás desmentido, lo que si habían dicho los fundadadores repetidas veces es que jamás habían cobrado un duro de Intervida.
Y vuelta a los 200 millones, Rafael Puertas se harta de decir que no están desaparecidos y tiene razón, están en cuentas a las que sólo tiene acceso Eduardo Castellón. No están desaparecidos, pero la actual Intervida no puede disponer de ellos, no se como se llama eso, alzamiento de bienes?
Los trabajdores de Intervida pueden estar orgullosos? Como los de Intermón, depende del conocimiento de lso tejemanejes de sus directivos.
No puedo dejar de comentar las palabras de Emma Jimenez sobre los anónimos, si tan claro lo tiene, porque ha efectuado varias llamadas pretendidamente anónimas amenazandos a personal de Intervida que antes era de la confianza de su marido y que ahora no han tardado demasiado en pasarse al otro lado?
La camarilla de los fundadores son lo más parecido a una secta, son incapaces de asumir y reconocer que algo han hecho mal y ven enemigos en todas partes, ni por un momento se les pasa por la cabeza que en algo se habrán equivocado, que algo de lo que han hecho iba en contra de la ley, ellos son los buenos y el resto del mundo, los que piensan diferente son los malos. Así de sencillo, para que complicar la cosa cuando lo más ventajoso para ellos es reducirlo todo a la tremenda injusticia que se les ha practicado?
Que Intermón saldrá beneficiado de todo ello? Claro, es evidente, como también saldrá beneficiado Global Humanitaria, Vicente Ferrer o ayuda en acción o cualquiera de las Ongs que no tengan en este momento ningún escándalo, y que se beneficiarán de la fuga de padrinos de Intervida y de socios de Anesvad. Sin embargo, no escucho que nadie cargue tintas contra Vicente Ferrer.

Fabia dijo...

Ay último anónimo, si es que no hay nada como no querer ver... Este blog es el único reducto de libertad de opinión sobre el caso Intervida-Intermón, ya vimos como Intermón, con sus tentáculos jesuitas, bloqueó la publicación de la nota de prensa de presentación del libro en TODOS los medios de comunicación.

'Conspiracy Theory', que inocente mi amigo/a, todavía tragando lo que le echan. La conspiración no es una teoría, es una prueba, la evidencia es abrumadora, lea el libro si es que ello no desequilibra su sentido de la comodidad.

Que los proyectos no se ejecutan es una subjetividad malintencionada. En Guatemala se ejecuta el mayor proyecto de cooperación del mundo, com más de 1.400 personas trabajando en él. Se puede hacer ello en seis días como hizo nuestro señor?

Dice que eran bancos y no entidades de microcréditos: le remito a leer la investigación de la Interpol donde queda clarito clarito, incluso para gente conspiratoria como usted, que no hay nada de oscuro y se cumplen objetivos fundacionales.

Que la actual Intervida no puede disponer de ellos? Y qué diablos es Intervida Perú -Solaris- o Guatemala? Parte del espacio exterior extraterrestre? Con estos fondos se ejecutan proyectos que de otro modo los administradores ya hubieran bloqueado, porqué que Intervida sea líder en Latinoamérica molesta a los jesuitas, gobiernos español y AECI. Eso no es conspiracy theory, es prueba conspiratoria.

Lo más parecido a una secta que conozco es Intermón y todo lo que revuela a su alrededor. Visto lo visto, basta ver como todos los miembros de la secta acataron no publicar la nota de prensa de Europa Press, una desvergüenza: Prisa porque se lo mandaron, el resto porqué pobre gente no saben de que va el tema. El problema siempre fue que Intervida era apolítica. De verdad se piensa que al igual que Intermón es del PSOE, si Intervida se hubiera acercado al PP ahora tendría problema alguno? El Mundo y todo el aparato mediático de la derecha estaría defendiendo a capa y espada su modelo.

Que nadie carga las tintas contra otras ONG? Lea el libro amigo, verá lo que hay sobre Global Humanitaria por ejemplo. Sobre Ayuda en Acción ya lo intentaron en su momento desde la televisión catalana. Pero sea lo que sea, su intento de tergiversar la realidad no procede: el presupuesto de Intervida era superior al de todas las que comenta juntas. El ataque a Intervida no ha sido gratuito, el objetivo ha sido bien elegido, y bien orquestado.

Esperemos que Garzón no se deje influenciar, pues lo más probable es que el caso sea sobreseído.

Emma Jimenez dijo...

Señor anonimo, fijate si lo tengo claro que tu mismo te escondes de tu nombre, la unica llamada que alguien ha podido recibir mia (y además identificandome)ha sido un sms a una colaboradora muy cercana de mi marido, que después de la intervención no tardó ni un día en olvidar toda la admiración y aprecio que decía sentir por él. Pero por supuesto sin ninguna amenaza y nada que se le parezca. En todo este asunto sigo sin entender el odio y las ganas de hacer daño. Creo que tu nombre empieza por J y de ahi tu comentario.
Te recomiedo que no hagas falsas acusaciones yo nunca he amenazado a nadie, decir eso es difamar. Respeta a las personas si quieres recibir el mismo respeto. Yo también podría opinar de otras personas, pero personalizar en público con todo este asunto es muy bajo y despreciable.


Emma

carloscapote dijo...

Vaya, he venido de vuelta al artículo a ver si habías contestado al segundo comentario que había dejado y veo que tu respuesta ha sido borrarlo. Me parece genial.

Blog Responsable Admin dijo...

Estimado carloscapote:

Su reflexión fue borrada por contener elementos que contravenían alguna o algunas normas de este blog. Si desea recuperar el texto para modificarlo puede escribir a coordinacion@blogresponsable.com.

Saludos.

Anónimo dijo...

Pero bueno, estamos todos tontos o qué?
Ahora resulta que el libro publicado es la biblia y hay que creer a pies juntillas todo lo que dice. Hay que obviar el sumario, las acusaciones y todo lo visto por este quien suscribe porque resulta que alguien "absolutamente imparcial" ha escrito un libro, totalmente "objetivo" y todos tenemos que tragar con lo que pone.
Por supuesto que el dinero está en Guatemala y Perú, pero te olvidas comentar que Intervida no tiene ningún poder sobre esos dos países que se han desvinculado absolutamente de Intervida España y están bajo el control de Eduardo Castellón.
Sobre que es un proyecto muy grande, si, y que? Ello no permite gastar lo que Intervida presupuestaba anualmente? Entonces para que se presupuestaba?
La capacidad de ejecución de los proyectos de Intervida ha sido, ene general lamentable, nunca se preocuparon de ello si no de general sin limites y sin capacidad alguna de poder aplicar esos fondos. De hecho, ni siquiera se planificaron jamás, se ponían en una cuenta como fondos de emergencia y ya hemos visto la emergencia. Inhabilitar a los dos facinerosos y no tardaron ni 15 días en poner ese dinero a recaudo de manera que Intervida no pudiera acceder a el.
Me parece que aquí hay gente que no tiene claro que ni Guatemala, Bolivia ni Perú pertenecen a Intervida, no desde que Eduardo Castellón tomó control de esas organizaciones.Que El Mundo no defendió a Eduardo Castellón? Por favor, la entrevista que le hicieron parecía pagada, pero después decidieron desvincularse por razones obvias, no iban a apoyar a un apr de mafiosos de medio pelo.
Vuelvo a decir, uno de los autores del libro, el detective, recibió de la antigua Intervida 180.000 euros por trabajos prestados, de verdad se puede seguir pensando que es objetivo?
Sra.Jimenez,la única persona que ha admirado a su marido habrá sido usted misma, por que en general ha sido el hazmerreir de cualquiera que lo haya conocido, porque no tiene ni idea de cooperación y pretende que la gente lo vea como un visionario, porque es un dictador recubierto de algunas palabras amables, porque fue incapaz de cerrar todos los temas que abrió, porque ha creido a ciegas en Eduardo Castellón y ha tragado con todo lo que éste le ha vendido, porque a Eduardo Castellón le fue fácil comprarlo, usted sabrá con qué, por sus complejos mesiánicos y sobre todo porque cualquier que haya interactuado con el se ha hecho la misma pregunta, es tonto o está loco? Yo no sabría con que definición quedarme.
Lo que jode de verdad es quedarse sin el juguete, sin la posbilidad de levantarse un dineral y de vivir como marqueses, lo de los niños a ustedes les da absolutamente igual, como siempre le dieron. Pero claro, ahora tendrán que vivir sin los 3 sueldos que recibían, la visa con que efectuaban ciertos pagos....en fin, que ahora tendrán que trabajar. Eso es lo que les jode, y lo de Intermón no son más que milongas y maniobras de distracción. Fíjense en lo que hicieron mal y dejense de culpar a los demás.
Lo peor de todo es que ustedes se creen sus propias mentiras

Fabia dijo...

Todos tontos no lo se 'anónimo', pero sí creo que hay un tonto por aquí...

¿Que un detective cobró por sus servios? Oh dios mio! Es la primera vez en mi vida que me entero de eso! Trabajar para cobrar, qué vergüenza!

Estás tonto o què? (perdón, pero tú mismo usaste la frase) Lo relevante no es que un detective (y de los mejores de España) cobre por unos servicios, por Dios!, sino que se decida publicarlo en un libro, ¿te crees de verdad que si no fuera todo ello cierto y tuvieras las pruebas documentales que se lo aportaran para una posible denuncia que le interpusieran, crees que lo haría? ¡Si se juega su reputación hombre!

Si la respuesta es sí, eres una T con mayúsculas.

¿Y cómo no van a poner a buen recaudo los cofundadores, dentro de la legalidad, el dinero que les quieren robar? ¿Es que acaso usted no lo haría? Venga hombre, ¿es que acaso el dinero se lo han apropiado? Es para el funcionamiento de las ONG del sur. No manipule la información.

Dice usted que los proyectos no se ejecutan, pero claro, obvia el hecho que hay 5 millones de beneficiarios (ey! que lo ha dicho su Dios Miret!) o que hay más de 1.600 escuelas (ey! que lo ha dicho su Dios Miret!). Porqué claro, la fiscal que fue a 'investigar' (por no decir de vacaciones de semana santa) no tuvo la decencia ni de verificar sobre el terreno los proyectos que aseguraba que no existían. Esta misma instructora, entrevistó y usó como prueba a Sebastián Juan Álvarez, el ladrón de $ 600.000 juzgado en Perú y que este país ha tramitado la solicitud para su extradición a España, y que la fiscal cometió delito al entrevistar un perseguido por la justicia internacional y no entregarlo, y encima usarlo como testigo acusatorio! Pero claro, el informe de la Interpol que asegura que Intervida Perú y Guatemala son transparentes no le sirve a esta fiscal tan espabilada como prueba, incluso la oculta.

Si es que me parece ridículo que ni tan sólo tenga la insensatez de decir eso.

María Castilla dijo...

Me gustaría recordar a la periodista anónima "especializada" en las ONG, un derecho fundamental de todos los ciudadanos (la presunción de inocencia" que debieron enseñarle en la Facultad de Periodismo y un valor moral (la humildad).

Todas las personas son inocentes hasta que se demuestre su culpabilidad. El conflicto surge porque con frecuencia desde los medios de comunicación como ocurre en el caso de Intervida, se juzga y falla sobre asuntos que están en los primeros estadios del proceso judicial. Cuando esto ocurre hablamos de juicios paralelos. Y esto es lo que has hecho tú como tantos otros, un juicio paralelo y en el que has asumido ser el juez, el fiscal y la acusación particular y en el que has dictado sentencia firme sin posibilidad a recurrir "las ong que roban como éstas, acaban desapareciendo" " vergonzosa gestión" "Aprender ¿el que? ¿Como robar al socio? y presentas como hechos ciertos e irrefutables, simples rumores del sector ("se sabía que algo olía mal en sus cuentas"), como que se creaban bancos e invertían en propiedades inmobiliarias. ¿Te has documentado sobre estos extremos como "lo hacen los periodistas de prestigio"("es decir serios").Te has querido plantear sí estas inversiones respondían a conceder minicréditos a personas menos favorecidas o a crear infraestructuras sociales?. Porque sí solamente dispones de la información que te proporciona los titulares de los medios de comunicación o de los rumores, estas incurriendo en el mismo error que con tanta vehemencia estas criticando a tus compañeros -falta de contrastación en las fuentes-

Por otro lado, tu presunto exceso de conocimiento teórico del tercer sector del que te vanaglorias, provoca que corrijas con desde´n a los que crees que no están a la altura de tu pensamiento "ah, y por no extenderme más porque tengo trabajo serio que hacer, a diferencia de otros" "hay que leer un poco" "otra cosa es que tú no hayas ido y no te hayas enterado" "a ver sí lo que habláis de la ONG y pretendéis impulsar la transparencia empezáis por formaros un poco"

Yo acabo de terminar de leer el libro de Chicote y aunque como bien dice Xavier adolece de un criterio objetivo, aporta pruebas documentales (y no titulares de periódicos) que pueden plantear ciertas reflexiones.

Por ejemplo, el libro documenta las vinculaciones directas entre Intermon y Fundación Lealtad. Describe como la manipulación en la presentación de los datos estadísticos del ejercicio 2004 de Intermon(que debería ser el reflejo fiel de sus cuentas anuales debidamente auditadas) puede inducir a confusión al señalar que los gastos de dirección y gestión solamente representan el 2% de los gastos (este dato no es cierto, ya que despúes Fundación Lealtad aclara que a este concepto solamente se imputan una pequeña parte de esos gastos de gestión ó ¿al final solamente se imputan bajo este epígrafe los gastos de dirección?)

Y respecto de que una de las garantías del buen funcionamiento de las ONG es que muchas de ellas "se someten a potentes auditoras externas de firmas nacionales e internacionales de primera línea" me parece un argumento ingenuo propio de alguien que desconoce el mundo de la Auditoría de Cuentas (te recuerdo el caso Enron, que lo auditaba una de las firmas de Auditoría más prestigiosa, el caso Parmalat, etc). Y de todos modos, una Auditoría solamente se ciñe a la documentación contables sin que sea su misión comprobar sí la factura es verdadera o falsa, sí esta inflada o sí refleja el valor real del bien o servicio, o lo que es más importante si ha llegado a destino el bien o servicio.

No suelo responder a "anonimos periodistas especializados en ong", pero cuando te has calificado como tal y te has dedicado a criticar a tus compañeros con altivez y total falta de objetividad e incurriendo en los mismos errores que previamente habías denunciado ha provocado que te responda pidiéndote reflexión y profesionalidad.

Intervida: un model diferent dijo...

Muy interesante dedicar un tiempo a leer todos los comentarios, realmente aplaudo a Blogresponsable por provocar respuesta y reflexión.

Tengo cierta experiencia en el tercer sector, por haber trabajado en entidades y por tener una asociación.

He leído el libro, y personalmente me limito a extraer datos contrastados. Ni el tono, ni los dejes periodísticos me interesan, simplemente analizo datos y los contrasto.

Intervida usó otro modelo, sobre esto parece que no hay discusión. Personalmente y desde mi asociación avalo iniciativas de profesionalización y generación de desarrollo económico, por diferentes motivos.

No voy a extenderme, se ha abierto un debate y espero que esto genere un cambio de planteamiento. No es bueno que ONGs busquen socios y padrinos, no es bueno que partidos politicos gestionen millones de euros que otorgan bajo diferentes criterios desde las agencias de cooperación y no tengan seguimiento in situ, y no es bueno que la justicia tan alabada por unos sea una autentica mierda, con jueces conservadores, progresistas, y ladrones millonarios en libertad mientras otros perdidos en los trasiegos de pasillos de juzgado.

Bravo por impulsar la reflexión,

Un abrazo, nada anónimo, no tengo de que esconderme,

LUIS dijo...

DATOS COMPARATIVOS Y TRANSPARENCIA

DATOS AÑO 2005

IV - INTERVIDA
IO - INTERMÓN

Ingresos
IV - INTERVIDA 87.472.000 €
IO - INTERMÓN 55.061.000 €

Base social
IV 356.000 padrinos
IO 162.000 socios

Alcanzados en
IV 12 años
IO 50 años

Proyectos
desarrollo
y emergencias
IV 79.297.000 €
IO 24.067.000 €

Porcentaje de recaudación
dedicado a proyectos
IV 90%
IO 43%

Gestión de Proyectos *
IV --
IO 9,5%

Gastos
en España *
IV 8.824.000 €
IO 24.415.000 €

Porcentaje de gasto *
en España sobre el dinero recaudado
IV 10%
IO 44,3%

Personal en plantilla
IV 110
IO 345

Ratios productividad
por empleado
IV 1 por cada 3.236 socios
IO 1 por cada 469 socios

IV 1 por 795.200€ recaudados
IO 1 por 159.597€ recaudados

Fuentes de datos :
Informe CONGDE
Memoria 2005 Intervida
Memoria 2004-2005 Intermón

* Buena parte de los gastos de gestión de proyectos se realizan en España y deberían incrementar el porcentaje de gasto aquí. En el caso de Intermón, si fuera solo la mitad, ya situaría el gasto en España en el 50% de lo recaudado. Para el caso de Intervida no desglosan este concepto en su memoria.

Anónimo dijo...

Como resumen de lo hablado, os invito a leer el editorial de La Vanguardia de hoy, diario que en principio debería ser imparcial.Se puede decir más alto pero no más claro

Anónimo dijo...

Ya les gustaria a los defensores de Intermon que eso fuera el resumen de lo hablado, el resumen alto y claro son los datos comparativos de Intervida con Intermon.
Que va a pasar cuando esta semana todo esta situación la veamos aireada en la televisión ?...

Un diario imparcial ? ja,ja,ja

Anónimo dijo...

Estoy impaciente por ver por televisión como el vocero oficial de los fundadores vuelve a hacer el ridículo una vez más.

Fabia dijo...

Siguiendo el hilo de un comentario anterior que nos invitaba fervientemente a visitar la 'editorial' de La Vanguardia, me encuentro con la sorpresa (a parte de que no es editorial de LV) que es un ejemplo más de como se van moviendo hilitos para dejar como 'imbéciles' a quienes creen que en el mundo hay conspiraciones, qué inocentes nosotros los mundanos, ¿verdad? Mejor sigamos tontos, somo más 'maniobrables'

Acá debajo adjunto el breve texto completo de este pseudoartículo de opinión titulado "Detectives con marketing":

"El detective que asume un caso mediático sabe que tiene una batalla que ganar en los medios de comunicación, por lo que trata de frecuentarlos. Aunque sea para demostrar a su cliente que no está de brazos cruzados esperando la inspiración divina. La agencia Método 3, que sostiene estar a punto de salvar a la pequeña Madeleine, ha dado un paso más en la incorporación del marketing al negocio de la investigación privada. Su director, Francisco Marco, es coautor del libro Objetivo Intervida. El complot contra la ONG, en el que explica la verdad de sus clientes en este caso, que no son otros que los anteriores gestores de Intervida, ahora acusados por la fiscalía de desvío de fondos y judicialmente destituidos de la ONG. Un opúsculo que le sirve de plataforma para airear en los medios - pese a encontrarse el sumario en fase de instrucción- que sus clientes son las inocentes víctimas de un siniestro complot urdido por Intermón para quedarse con el botín de la caridad. Otra de conspiradores."

La Vanguardia, un medio al servicio de los conspiradores, qué bien... vosotros no sé, pero yo prefiero no ser tonta, y cuanto más leo más mierda de esta gente más me convenzo de la verdad del libro. Saludos.

Juanjo dijo...

No crec que sigui necessari arribar a xerrar de gent tonta o no.

La comunicació als mitjans és lliure, i esbiaixada quan convé.

Aquest tema no és per ser tractat com anònims, el respecte a un mateix i la pròpia opinió és o hauria d'ésser indispensable.

BR Admin dijo...

El comentario de un usuario anónimo ha sido borrado por no respetar las normas de este espacio. Se publica a continuación la parte del texto correcto y se recuerda la necesidad de respetar las normas y más si no se firman los comentarios.

"Fabia, no serás tonta, pero tan manipulables pueden ser los que se creen a El País como los que, como tú, se creen todo lo que pone el libro.
La diferencia es que El País ni gana ni pierde con la caida de Intervida y en cambio Método 3 ha sido proveedor de los fundadores de Intervida.
Eso y los que han dicho que saben donde está Madelaine y que antes de Navidad estará de vuelta con sus padres. Es decir, el rigor en persona...[texto eliminado]"

Anónimo dijo...

A todos los que han visto en el libro el paradigma de la verdad, el rigor y la objetividad.
No fue Método 3 los que dijeron que Madelaine aparecería antes de Navidad???
Si han jugado con los sentimientos de los padres y miles de personas son unos malvados, sin lo han hecho por publicidad son unos jetas, si lo han hecho porque estaban convencidos son unos inútiles.
Sea como sea, ese es el nivel de semejante agencia de detectives. Es decir, Mortadelo y Filemón.
Lo que no se es quién es el co autor del libro de Intervida, Mortadelo o Filemón?

Alias dijo...

qué curioso, a 'anónimo' le preocupa la 'verdad' de lo que diga Método 3, y a mi me preocupan las 'evidencias' sobre Intermón... no hacen falta libros para leer las cifras q se muestran más arriba. ¿Es posible seguir apoyando una ONG q gasta el 45% de su presupuesto en España? Y encima intenta ir dando lecciones de 'transparencia' a otras ONG y hablando a través de su boletín interno, el grupo Prisa... magnífico.

Anónimo dijo...

Como os gusta polarizar y desinformar, aquí nadie ha defendido a Intermón, y no creo que el tema sea Intervida vs Intermón. Si Intermón ha cometido alguna incorrección que la denuncien, por ejemplo alguno de vosotros, en vez de adoptar posiciones de defensa a Intervida que raya el sectarismo.
Yo sólo hablo de Intervida y de los palmeros y secuaces a sueldo. Y el libro no es más que un intento de exactamente eso, polarizar, desviar la atención, echar mierda a otros (que quizás sea cierta, no lo sé) y con ello pasar de puntillas y que se metan con otros.
Pero eso no impide que,
Método 3 sean unos detectives de risa, sobre todo después de las afirmaciones sobre la desaparación de Madelaine.
Que Método 3 trabajó para los fundadores de Intervida, lo que le resta una cierta objetividad.
Que efectivamente unos 200 millones de euros ya no estánen poder de Intervida y que ahora los tiene Eduardo Castellón en alguna cuenta de Perú o Guatemala.
Que los fundadores cobraban sueldos de al menos 3 países, aunque siempre habían dicho por activa y por pasiva "que ellos no ganaban un duro de Intervida"
Y para acabar, aunque hay mucho más, la ruinosa gestión de financiar empresas ruinosas con el dinero del apadrinamiento.
Por cierto, que El País sea calificado de boletín interno de Intermón es de risa. El PAís te puede gustar más o menos pero es indudable que está a años luz en poder, contactos y liderazgo de opinión.
Creo que tendrías que salir un poco a la calle y te darías cuenta que el mundo no empieza ni acaba en Intervida, ni que todos los poderes de este país tienen como fin último aniquilar a los fundadores de esa Ong.
Para acabar, te respondo a tu pregunta con otra pregunta, es normal seguir pensando en la excelencia de unos gestores que son incapaces, año tras año de gastar sabiamente el 50% de todo lo recaudado?

Anónimo dijo...

La radicalización de posiciones es algo evidente en los comentarios a este post. ¿Hablamos de subjetividades o nos referimos a lo único incuestionablemente objetivo que he podido leer? Me refiero a las cifras comparativas entre Intermón e Intervida que aparecen más arriba. A mí me parecen de lo más esclarecedor. Tenemos una ong, Intervida, cuyos resultados y nivel de eficiencia hablan por sí mismos de un modelo de gestión de inspiración empresarial. En el otro lado de la balanza tenemos otro modelo de ong, Intermón, obviamente mucho menos eficiente en su gestión y aplicación de fondos a su destino en el Tercer Mundo. Pero que, sin embargo, goza de una muy buena reputación, mientras que de Intervida solo he oído críticas. Pero no debía ser tan mala una ni tan buena la otra. Quizás solo diferentes. Una más volcada en la eficiencia, mientras que la otra me parece más política.

Alias dijo...

Si, efectivamente hay 200 millones que no son ahora de Intervida España, ¿quizás por qué los tienen intervida Perú y guatemala que es quien los tienen que tener para aplicarlos? Porqué de algo vivirán digo yo esas intervidas porque de España no mandan nada...

Si, los cofundadores cobraban por su trabajo... QUE HORROOORRR!!! cobrar por trabajar!!! Eso sólo lo hacen los miserables!!!

Si, sí que polarizas y desinformas: empresas ruinosas? ello quiere decir que perdían dinero o que no lo ganaban? porqué la querella no dice nada de ello sino que hace mención de su naturaleza, no de que sean 'ruinosas'... porqué invertir en empresas... HORROR!!! Sólo Intermón puede invertir en comercio justo y perder dinero, y luego maquillarlo con la partida de 'editorial', nadie más!!!

Si, sí que polarizas y desinformas: lo que crees de El País no vale más que lo piense yo, lo tuyo como lo mio será un juicio de valor.

sí que polarizas y desinformas: no gastar el 50% de lo recaudado? lo dices por los 200 millones destinados ahora a los proyectos de Perú y Guatemala? Porqué ahora se están gastando... pero me pregunto... eso es el 50% de qué? el presupuesto anual de IV fue de 90 millones en 2006, la mitad de eso sólo en un año... las ONG disponen de 3 años para aplicar el dinero... donde está la mala gestión?

Querido amigo polarizador y desinformador: lo anterior sí que es polarizar y desinformar, verdad? "Creo que tendrías que salir un poco a la calle" para aprender a pensar por ti mismo y no tragarte lo que te echan.

Lo que hay que ver...

Anónimo dijo...

Alias,
Es posible que haya gente que habla por todo lo que ha leido o le han contado, como casi todo en esta vida, de otra forma, supongo que no podrías tener una conversación sobre la primera guerra mundial o sobre la China de Mao.
Pero déjame decirte que, además de los leídó y oído, en mi caso añado lo visto.
Los 200 millones, ese dinero se fue acumulando por incapacidad de aplicación, no solamente había incapacidad de aplicación de todos los fondos, es que de los fondos adjudicados y presupuestado de forma anual, tampoco se conseguía ejecutar un porcentaje aceptable.
Creo que hay algo que no entiendes, los fundadores están INHABILITADOS, eso por si solo desautoriza que sigan manejando fondos que se han apropiado indebidamente, con una jugada tan obvia como discutible, esto es, golpe de estado en Perú, Guatemala y Bolivia, ahcerse con el control de las intervidas en esos países, los fondos que tuvieran y ya que estaban por ahí, quedarse con el dinero del "fondo de emergencias", es decir los 200 kilos.
Cobrar por trabajar, veo que te pones muy digno, con admiraciones y mayúsculas, pero no consegues tergiversar mis palabras. Te las repito por si no te han quedado claras, siempre y digo bien, siempre, los dos fundadores han dicho, jurado y perjurado que jamás habían cobrado o cobraban un duro de la fundación. Pero es que además, los fundadores de la Ong privada más importante del país, de verdad tenían que cobrar en Perú, Bolivia y Guatemala? Sin rendir cuentas añ fisco español? Sin darse de alta en la Seguridad Social?
No deberían ser ejemplos claridad y transparencia?
Empresas? No me hables de Intermón, no me interesa y si ha hecho algo incorrecto denúnciala, de momento creo que no tiene diligencia alguna abierta.
Pero las empresas de Intervida, montadas para financiar los proyectos (lee cualquiera de las comunicaciones de IV al respecto) jamás dieron dinero y eran inyectadas constantemente con dinero y especies con el dinero de los padrinos.Si eran sociales, vaya mierda de gestores que jamás consiguieron que de verdad financiaran proyectos.
Lo de El País se cae por si solo, de verdad te crees que un diario de la importancia de El País es un boletín interno de una Ong? En que país vives? No te discutiré que sea un diario manipulado por el PSOE, pero resulta que el PSOE es el partido que gobierna España. Ahí si que me puedo creer cierta manipulación, pero por parte de Intermón? De risa.
Afortunadamente estoy en la calle y no cerrado en las 4 paredes del sector oenegero, por lo que no me dejo llevar ni por las opiniones de los que odian a Intervida ni por los que creen que Intervida es la hostia. Tu quieres creer lo último? Estás en tu derecho, hay gente que cree en los ovnis.
Lo último, que Intermón sean unos desalmados que gastan el dinero a espuertas en lo menos importante y que tienen un plan maléfico para gobernar el mundo no hace que Intervida o mejor dicho, sus fundadores, sean más buenos. No te confundas, por mucho que te esfuerces esto no es Intervida contra Intermón, es la justicia contra dos estafadores.

Alias dijo...

Estoy seguro que este caso nadie está libre, como en todo en la vida, de culpa... de culpa de errores, pero sigo sin ver mala fe en nada de lo que comentas.

Esta insistencia con la 'incapacidad' de aplicar el 50% del presupuesto... los 200 mill no son el 50% sino mucho menos. Intervida Guatemala tiene el mayor proyecto de cooperación del mundo en el que trabajan 1500 personas. Nada me hace pensar que los cofundadores no fueran capaces de desarrollar otros proyectos como este si les hubieses dejado tiempo... pero claro, eso asustó a más de uno. ¿Que igual les faltó cintura para aplicar tanto dinero al ritmo que te hubiera gustado? Bueno, dime tu como gastar 90 mill anuales sin derrocharlos en presupuestos de administración o papeleos como otras entidades. Creo que los ejemplos bien valían la confianza para dejarles unos años más a ver de qué eran capaces.

Que 'decían' que no cobraban nada... bueno, eso como parece que tienes 'informacion' que no tiene la fiscalía ni los medios de comunicación, pues igual te daré la duda de la verdad. Pero repito, ¿qué tiene eso que ver con el caso? ¿qué tiene eso de delito? Será como bien dices 'error' de transparencia. Lo de los '3 sueldos' nuevamente te lo inventas tu, ¡pues ni la fiscalía lo sabe! Seguro que si aportas pruebas El País y Quílez te lo agradecerán. Que los cofundadores cobrasen de otras ONG vinculadas con la Fundación Intervida, en la conchinchina da igual, repito que no tiene nada de delictivo. Creo que en este blog lo expresaron magníficamente bien: es un problema de transparencia, de 'forma', pero en absoluto nada delictivo, aunque le de forma de conducta 'empresarial'.

Te gusta manipular lo que he dicho sobre los 'incentivos' de El País y Cadena Ser sobre el tema. Me parece evidente que quien hace hablar a éstos no es Intermón, sino sus amigos políticos comunes, piensa un poco más allá de relaciones directas amigo o amiga, en este mundo hay más de lo que se ve a simple vista, no te ciegues.

Tu otra obsesión con que las empresas sociales son 'ruinosas'... es que acaso una ONG da beneficios? que las empresas sociales no den beneficios es una muestra fehaciente de que no tienen ánimo de lucro, creo que a cualquier persona normal le da igual que el dinero se aplique a través de empresas que a través de ONG, simplemente las empresas son más eficientes y controlables por parte de la entidad donante.

Siento no compartir en nada tus apreciaciones. Comparto al 100 % las que se muestran en este blog, que aprovecho por felicitar en especial a Xavier por su valentía por hacernos ver la patraña que se han inventado contra Intervida. Como él yo tampoco creo que sean inocentes de haber cometido errores los cofundadores, pero para nada un delito. Creo que lo arriba dicho, que he visto por activa y por pasiva también en reflexiones en este blog, lo dejan clarísimo. Y yo tampoco tengo como Xavier información 'confidencial' como aseguras tener tu, simplemente espíritu crítico con lo que nos intentan 'vender', simplemente leo los titulares, y veo mentiras, una tras otra. El libro tampoco será la panacea de la verdad (y seguramente tampoco de la buena fe), pero aporta pruebas, muchas más de las que ha aportado fiscalía o el país hasta ahora.

ANTONIO dijo...

TIENE ENJUNDIA QUE EL ANÓNIMO LLAME 'ESTAFADORES' A QUIENES SE HA DEMOSTRADO QUE NO HAN ESTAFADO NADA, Y EL PROPIO ANONIMO RECONOCE QUE EL DINERO ESTÁ AUNQUE FUERA DEL CONTROL DE INTERVIDA ESPAÑA (TAMPOCO ME EXTRAÑA A LA VISTA DE QUIEN HA TOMADO EL 'PODER' EN ESTA ENTIDAD). ESTE SIMPLE CALIFICATIVO OBJETIVAMENTE FALSO QUITA TODA VALIDEZ A ESTE ANÓNIMO TAN INSISTENTE, QUE AUNQUE TENGA SUS MOTIVOS PERSONALES, LO ÚNICO QUE DEMUESTRA ES FLAQUEZA MORAL.

Anónimo dijo...

Alias,
Entiendo tu postura y respeto lo que piensas, no está en mi ánimo intentar convencerte de lo contrario. Pero si quiero aclararte lo de las empresas solidarias.
Una empresa solidaria si tiene que dar beneficios, para eso se crea, y lo que la hace solidaria es que los beneficios se apliquen en proyectos de carácter social, eso o bien se crea para emplear beneficiarios. En el caso de Intervida se crean empresas que rindan beneficios económicos de manera rápida y eficaz y por eso se abre un banco en Perú y Guatemala y empresas constructoras en esos mismos países.
Las constructoras tenían un doble objetivo, ejecutar las obras que necesitaba intervida como escuelas, servicios sanitarios, etc.. a un menor coste y con mayor calidad y, además, trabajar para empresas privadas y conseguir beneficios que después pudieran aplicarse en proyectos de Intervida.
Nunca consiguió nada de lo previsto, ni dio jamás beneficios ni era la constructura que mejor precio hacia y acabó resultando más caro contratar a esa constructora que a cualquiera del mercado.
Respecto al banco, los fundadores juran y perjuran que se creó para gestionar microcréditos, cualqueira que haya trabajado en Intervida sabe que ese banco se ha dedicado a todo tipo de operaciones bancarias siendo el microcrédito una parte ínfima de su volúmen de negocio. De hecho, la oficina principal está en uno de los mejores barrios de Lima, ya me dirás que microcrédito harán allí. Y todo ello financiado con dinero de los padrinos, empresas ruinosas y bancos para hipotecas.

Por lo que respecta a la última persona que ha escrito y que lo hace en mayúsculas.
O te explicas muy mal o yo no te entiendo, si yo te robo 100 euros, los 100 euros están, pero lógicamente están en el lugar equivocado.
Los 200 millones están, pero ese dinero ha sido donado por padrinos de Intervida España y por tanto debería estar en poder de Intervida España, el hecho que ese dinero esté fuera del control de Intervida España solo se explica porque dos semanas después de que fueran inhabilitados se produjo un movimiento de dinero en las cuentas donde estaba esa cantidad y que tenía acceso uno de los fundadores y algún testaferro y los 200 kilos pasaron a otra cuenta de la cual Intervida España no tiene acceso y sí lo sigue teniendo uno de los fundadores.
Si la pregunta es si están los 200 kilos la respuesta está clara, si que están. Pero están en el lugar adecuado? Yo creo que no.

alex dijo...

Aquí hay algo que no cuadra...
La acusación de Fiscalía era de desvío de dinero para enriquecimiento personal de los antiguos directivos. Una cantidad que se cifraba en unos 200 millones de euros.
Ahora resulta que hasta quienes les atacan, como el anónimo este que dice estar bien informado, reconocen que el dinero nunca ha ido a parar a los bolsillos de los directivos a los que se acusaba de ese delito.
Si esto es así, entonces la intervención judicial habría sido una acción desproporcionada y, diría yo, hasta injusta por estar basada en una falsa acusación.
Ahora lo que dice el anónimo es que el dinero está en cuentas de ong en el Tercer Mundo. Si se está gastando en los proyectos, me parece de lo más normal. Yo tampoco veo el delito por ninguna parte. Lo habría si, como parecía suponer Fiscalía (según todos pudimos leer en El País), hubiera servido a fines de enriquecimiento personal, pero mientras vaya para fines sociales estarían haciendo lo correcto.
Sin embargo, el anónimo les acusa de cobrar sueldos de tres entidades. Si trabajaban por y para ellas, yo estaría de acuerdo con alias en que es igualmente normal.
Por otra parte, ¿para qué habrían de cobrar un salario si hubieran robado cientos de millones de euros? Todos necesitamos vivir y cobrar por nuestro trabajo. El hecho de que los antiguos directivos tuvieran esa necesidad, me parece coherente con la idea que ahora parece imponerse de que no robaron aquel dinero.

Juanan dijo...

Xavier, después de leer tan intenso debate con atención, veo que lo que más me preocupa es que no se haya retomado uno de tus argumentos iniciales, la idea de que el modelo de trabajo con contrapartes es menos eficaz y propenso a la corrupción.

Estoy de acuerdo con que hay mucho que mejorar en el trabajo y la gestión de las ONGD o ENL. Lo que no puedo admitir es la idea de que el modelo óptimo es el de la intervención directa de las ONGD extranjeras en los países en desarrollo: es muy triste establecer con tanta facilidad la vinculación país pobre - corrupto - ineficiente. Los países en desarrollo están llenos de buenos profesionales, iniciativas y movimientos sociales, y de personas que tienen derecho a decidir sobre su propio camino. la solidaridad se debe materializar entre pueblos iguales y basarse en el diálogo y el respeto mutuo. Durante décadas el discurso del desarrollismo a estado al servicio de la ingenerencia del Norte sobre el Suren ir por ahí diciendo al resto lo que deben hacer.

la verdad es que tras ver tu curriculum me ha resultado m´´as fácil entenderlo todo: internacionalización de empresas, marketing, imagen de marca, RSC... ya sabemos para que están usando las empresas hoy día la RSC: para lavar su imagen e incluso vender más, ya que las etiquetas verdes y solidarias están de moda (supongo que gracias a dios), a la vez que perpetúan prácticas bastante cuestionables en cuanto a derechos laborales, medio ambiente, e incluso incidencia en políticas públicas, hasta crímenes en casos también docuymentados. No sé si eres de quienes ayudan a empresas como REPSOL a lavar la imagen.

Pero desde luego tengo bastante derecho a dudar si no serán estas empresas del norte bastante más corruptas que esas ONG del SUR. Desde luego que estas últimas, aunque sea sólo por capacidad, hacen menos daño.

Simplemente, no juzguemos a priori porque alguien sea del SUR o del NORTE, y, por qué no, tampoco lo hagamos con las empresas porque sean más o menos corruptas.

Anónimo dijo...

No te pierdas la paradoja... El Sr. Agulló comenzó abordando el tema de Intervida desde la defensa de la presunción de inocencia, algo que a todo el mundo parece que se le había pasado por alto en este caso. Paradójicamente, ahora resulta que los mismos prejuicios se le aplican ahora a él por haber tenido el atrevimiento de ir a contracorriente. La misma presunción de culpabilidad desde el más absoluto desconocimiento, efectuando suposiciones condenatorias en base a lo que haya podido leer en el perfil de blogger. Parece que para Juanan esa información es suficiente para suponer que el Sr. Agulló pueda ser una especie de servidor interesado al servicio de multinacionales como Repsol. Por este camino nos podemos cargar a cualquiera. Verdaderamente peligroso. La presunción de inocencia no es solo un Derecho Humano fundamental, sino la misma base de la Justicia. Si nos la saltamos, puede suceder cualquier cosa, desde destruir a una ong antes de que un juez pueda estudiar el caso y pronunciarse sobre él, o arruinar la reputación de cualquier persona en base a suposiciones que se den por ciertas y se difundan indebidamente.

Juanjo dijo...

Estimado Juanan,

Bien es verdad que la corrupción es global, sin ninguna duda y desde la antigüedad.

Pero en cuanto al perfil del Sr. Agulló, creo que aunque su experiencia en la cooperación internacional no sea la que puedas tener tú; basta que leas los demás artículos de blogresponsable para ver que su "idea" no es precisamente lavar imágenes de corporaciones.

En cuanto a mi, antes de que se busque mi perfil, decir que constituí hace unos años una asociación (no vinculada a mi trabajo) y me pago mis viajes para conocer a los socios y en cada caso tener una persona de confianza que participe en el proyecto y vele por su ejecución.

Nada más que añadir sobre este tema, salvo lo ya comentado, estamos en tiempos de cambio y reflexión sobre modelos de empresa y asociación, privatización de servicios públicos, etc. Todo debate contribuye a los cambios sociales, y por ello felicito a Xavier, o bien, Sr. Agulló.

F. Xavier Agullo dijo...

Sin entrar a valorar la meada fuera de tiesto de juanan (esto todavía no me lo habían dicho, muy buena), me gustaría quedarme con la reflexión de fondo que hace sobre los prejuicios que se puedan respecto a un modelo de contrapartes vs a otro de intervención directa, muy interesante.

Es cierto que como muchas cosas todo el mundo parte de una idea subjetiva, para eso cada cual tiene su opinión, y eso es de alto valor, y más en un espacio como este.

Pero quería apuntar un aspecto: no tengo ninguna manía en especial a un modelo de contrapartes, de hecho, en teoría es claramente el mejor (por aquello de implicar las comunidades destino en su propio desarrollo).

Pero si veo dos problemas graves:

1.- que la CONGDE fuerce a través de su 'código ético' (muy muy entre comillas esto de código ético, no querría desprestigiar esta tan útil herramienta) que sólo el modelo de contrapartes vale
2.- que Intervida sea directamente calificada de mafiosa, sangrante, perversa, etc., simplemente por no practicar 'siempre' este modelo (por cierto, digo 'siempre', pues no lo practica en Latinoamérica pero sí en otros puntos geográficos)

Esos dos hechos fueron los que marcaron mi claro prejuicio (aunque lo que comento en el post sólo hace referencia a que lo dice el libro, reconozco que en esto estaba de acuerdo).

Juanan me hace ver que igual sí podría ser un prejuicio, y ciertamente, clasificar a TODO el mundo en desarrollo de corrupto es una exageración.

Pero al reflexionarlo que duda hay que lo de 'si quieres hacerte rico, monta una ONG' que circula en muchos países, eso por un lado, y por otro que en la lista de corrupción de Transparency Internacional figuran precisamente todos estos países a la cola, sólo Chile en Latinoamérica estaría en una zona 'razonable'.

O sea, decir que el modelo de contrapartes, el teóricamente mejor, está en entredicho por la corrupción de estos países no es ninguna exageración mientras no generalicemos en exceso y a todo. Los datos objetivos así lo muestran.

Es por ello que, sin para nada afirmar que el modelo de contrapartes no tenga nada de bueno, sí creo firmemente que del modelo de intervención directa de Intervida en Latinoamérica el sector de las ONGD debería aprender. Y como que veo venir al 'anónimo', recordar que la Interpol ya investigó a Intervida en Perú y Guatemala en 2005 sin encontrar nada de nada, y nada es nada, incluso en el informe figura el literal "las empresas sociales cumplen los objetivos de la Fundación Intervida" (ojo pues: no dice que cumplan 'sus' objetivos, sino los de la Fundación Intervida).

Por lo tanto y en conclusión: ¿que el modelo de contrapartes es perverso? Un claro 'NO' si debe ser una generalización; ¿que el modelo de intervención directa de Intervida no tiene NADA de bueno? Un rotundo 'NO', al contrario, compensa las deficiencias del modelo teóricamente mejor.

Al fin y al cabo, aunque sea con intervención directa, la gente que acaba trabajando en los proyectos es local (recordemos que no se basa en cooperantes sino en personal asalariado), o sea que que tampoco es un modelo tan viciado.

Como todo en esta vida seguramente un punto medio fuere la solución ideal.

F. Xavier Agullo dijo...

Vaya olvidé la reflexión más importante que quería hacer: recordemos como empezó el 'caso Intervida'. Los mecanismos internos de control de Intervida detectaron que un empleado suyo, Sebastián Juan Álvarez, había estafado a la organización ni más ni menos que 600.000 dólares. Inmediatamente se le despidió. Este señor tuvo la desfachatez de denunciar a Intervida. Ni que decir que no sólo perdió, sino que el juez peruano ordenó su detención e ingreso en prisión... demasiado tarde, se había fugado a España, donde sigue todavía ahora. Eso sí, no se fue sin amenazar a los cofundadores de que tenía muchos amigos en España, y que terminaría con ellos... toda una vendetta lo que vino luego...

O sea que el tema del modelo está en la base del caso, es la piedra angular: si Intervida no hubiera 'detectado' (y lo pudo hacer porque tiene control directo sobre las organizaciones locales) a este individuo, ahora seguramente IV estaría tan tranquila con sus cofundadores, y el ladrón más tranquilo aún con sus ingresos.

¿Cuánta gente y ONG hay 'tranquilas' en el mundo debido a que el modelo de contrapartes no ha detectado 'problema' alguno?

Anónimo dijo...

En este audio hay una entrevista a Francisco Marco, uno de los autores del libro (el detective), en la emisora de radio RAC1 (en catalán). No dice nada nuevo de lo que quienes por aquí vamos opinando ya sabemos, pero en todo caso es el autor.

Peso del archivo 20 Mb. Habla del libro entre los minutos 20 y 30.

Alias dijo...

Vaya, veo que han empezado la fiesta sin mi... Bueno, en respuesta a lo que ya casi ni se ve en este hilo del último comentario del anónimo con quien mantenia una charla, sólo decir que no termino de ver claro lo que comenta sobre las empresas sociales: parece conocer 'bien' algunos de los casos, aunque es evidente que exagera cuando dice 'cualquiera que trabaje en Intervida sabe que el banco no daba microcréditos'... porqué vaya, conozca varias personas que trabajan en IV y francamente, me dicen que son de micrédito...

Esto lo digo porque creo que anónimo eres demasiado subjetivo por algo, tu sabrás porqué. Yo tengo que limitarme a hechos, y el hecho es que la Interpol investigó a las empresas de Perú y Guatemala em 2005, afirmando en el informe que cumplían con el objetivo de fundación intervida... Para mi esto es un hecho anónimo, en cambio, valoro tu opinión, pero debes entender que para mi es un juicio de valor sin sustento, no es una prueba.

Y comentas también sobre los 200 mill (que seguro son muchos menos, pero bueno) respondiendo a antonio. No estaría de acuerdo anónimo con lo que comentas: que yo sepa este dinero no está en el bolsillo de Eduardo Castellón, sino que gracias a este dinero actualmente se están pudiendo ejecutar con normalidad los proyectos de Perú, Guatemala, Ecuador y Bolivia, pues de España no envían nada de nada... O sea que como Antonio, sigo sin ver cual es la estafa. Saludos

INCA dijo...

Estoy de acuerdo en que el anónimo al que se refiere alias parece tener alguna cuenta pendiente con Intervida o sus antiguos directivos. Y lo digo desde dentro de la organización.

Conozco un poco el tema y, después de oir tantas cosas, me gustaría puntualizar en algunas :

1) Se hablaba en Intervida de empresas sociales corporativas. Sociales por sus fines (microcrédito y construcción de infraestructuras sociales) y corporativas porque eran propiedad de ong miembros de la Alianza Intervida.

2) El objetivo prioritario de estas empresas no era la generación de beneficios, sino la realización del fin social de la manera más eficiente posible. Cuando se generan beneficios se puede optar, fundamentalmente, por la entrega de dividendos a los accionistas o por la reinversión para fortalecer la entidad. En el caso de las empresas sociales Intervida optó por lo segundo. Sin duda era lo mejor, considerando que tenía suficiente dinero para sus proyectos y que su preocupación siempre fue la sostenibilidad futura de los mismos, a la que algún día podrían contribuir esas empresas si fueran lo suficientemente grandes para ello.

3) El sector de crédito es tan especializado que requiere de una entidad diferenciada de la ong donante para gestionarlo bien. Y no se debe haber hecho tan mal cuando cada una de las entidades de Perú y Guatemala han llegado a ocupar el segundo puesto en el ranking de entidades de microcrédito. La de Guatemala, además, preside la Federación de entidades de microcrédito del país, por lo que me parece absurdo que se cuestione si realmente realiza microcrédito.

4) En construcción se comenzó por subcontratar constructores locales, como hacen todas las ong. El objetivo prioritario de aquellas personas no era otro que el de obtener el mayor beneficio, aunque fuera a costa de estafar en los materiales, poniendo en peligro la vida de las personas que se ubicarían bajo aquellos techos, fundamentalmente niños por ser escuelas la mayoría de las obras realizadas. De nada sirvió establecer distintos mecanismos de vigilancia. Las obras que no tenían suficientes garantías, tuvieron que ser reforzadas y se vió claramente que la única forma de tener infraestructras con calidad constructiva era que esa fuera la prioridad del constructor. Y solo lo sería si el propietario era Intervida. Así nacieron las constructoras, para que no suceda con las aulas de Intervida lo que ocurre con la inmensa mayoría de edificaciones en aquellos países cuando hay catástrofes o terremotos, que se caen todas y luego solo nos queda el llanto y las lamentaciones. La seguridad de los niños y las familias fue la prioridad y el motivo de crear las empresas sociales corporativas de construcción.

Además, a diferencia de lo que sucede con tantas y tantas empresas en estos países, las de Intervida cumplían, y estoy seguro de que siguen haciéndolo, con sus obligaciones fiscales y laborales. Pagan sus impuestos y tienen asegurados a sus trabajadores. Derechos laborales mínimos que a nadie parece importar cuando se subcontratan empresas allí.

5) En cuanto al debate sobre contrapartes locales o no, es una cuestión de opciones con sus propias ventajas e inconvenientes cada una de ellas. El trabajo con socios locales permite mayor rapidez de implentación de proyectos en los países, pero tiene muchas mayores dificultades de control del buen uso de los fondos. En Intervida se optó por controlar al máximo. Y es también cierto que 2/3 del dinero pendiente de gastar se encuentra en cuentas de las ong de Latinoamérica que realizan los proyectos. Y mientras lo dediquen a este objetivo nadie debería poner en cuestión la honorabilidad de Intervida, como se viene haciendo hasta ahora.

6) El prejuicio y la desinformación han hecho mucho daño a Intervida y al sector en general. Estoy de acuerdo con que la presunción de inocencia debería ser lo primero.

Anónimo dijo...

Debemos tener visiones distintas porque yo también hablo desde dentro y llevando algunos años.
1. De acuerdo. Ese era el origen.

2. De acuerdo, lo que extraña es que después de tantos años las empresas no generen beneficio alguno que pueda ser utilizado bien para capitalizar la propia empresa o para aplicarlos en un proyecto. Te recuerdo, ya que dices que hablas desde dentro, que Intervida seguía pagando salarios, vehículos y demás lindezas de más de una de las empresas solidarias. Si son empresas y están bien gestionadas, porque los padrinos deben pagar por ello?

3. Intentas falsear los datos, en Perú existe la figura de Edpyme, un tipo de entidad de menor rango que un banco y que se creó para que pudiera realizar operaciones bancarias, entre ellas microcréditos. Intervida creó una Edpyme y por supuesto que realiza microcréditos pero esa es la menor de sus fuentes de ingresos, como deberías saber. Es un banco puro y duro que otorga créditos comerciales, al consumo, hipotécas, etc.... A mayor abundamiento, la oficina principal y operativa está situada en San Isidro, los que no conozcaon Lima es como decir Salamanca en Madrid o Sarriá en Barcelona.
Y claro que es una de las principales Edpymes del país, dadas las inyecciones de dinero desde España y al tipo de líneas de negocio a las que se dedica y que he explicado antes. No conozco ningún banco que pierda dinero. Creo que es la única empresa social de Intervida que da dinero, hasta hoy jamás ha aplicado un sólo dólar en proyectos humanitarios.

4. De nuevo intentas maquillar datos, el orígen es cierto, pero después resulta que contratar a las constructoras de IV resulta mucho más caro que cualquiera del mercado, añade a ello que ha habido más de un problema de calidad, mezclas, grietas,etc.. en aulas construidas, que después de más de 7 años funcionado son empresas subvencionadas con dinero de los padrinos (y eso que tenían que generar beneficios), que gastaron una autentica millonada para contruir viviendas en Lima y que jamás se realizó el proyecto...en fin, un autentico modelo de empresa solidaria.

5. No cuestiono el modelo de IV, me parece tan válido o más que el tradicional de contrapartes, que por cierto, IV también practica.
En lo que si difiero es que digas que mientras el dinero esté en cuentas de Latinoamérica no hay problema. Es que no sabes que IV España no puede hacer uso ni dirigir ni ordenar ni instruir qué, cómo y cuándo hacer uso de ese dinero?
Es que no sabes que IV España no tiene control alguno sobre las Intervidas de Perú, Bolivia y Guatemala?
Estás seguro que trabajas en IV?

6. No se en que IV trabajas tu, en la que trabajo yo sabemos que los fundadores han cometido delitos y muchas prácticas muy poco éticas.Hablar de presunción de inocencia es un eufemismo para decir que cuando salga el juicio todos aplaudiremos.

Alias dijo...

Al final ya no se con qué anónimo hablo, el otro había trabajado pero no trabajaba en IV según él.

En fin, veo que empezamos a dar vueltas al mismo tema, cada cual se enroca ya, sin aportar dado alguno adicional, en sus trece. La credibilidad de decir 'lo digo desde dentro' ya ha perdido importancia en todos los anónimos que por aquí hablar por ser eso, anónimos. Yo sólo me puedo creer a quienes dan la cara, como los autores del libro, al Sr. Agulló, a Emma Jiménez, y a poca gente más...

Yo también aporto como anónimo, pero como ven no aporto datos en base a ninguna condición concreta, simplemente pongo en duda las subjetividades por aquí latentes y aporto los datos objetivos que hay.

Porqué anónimo... tú sigues en tus treces de que las empresas sociales son corruptas... pero sigues sin contestar a porqué la Interpol las investigó en 2005 concluyendo que 'cumplían con el fin social de FUNDACIÓN INTERVIDA' (en el libro hay una copia de dicho documento).

Qué dices a ello anónimo? No me digas lo que tú 'sabes' desde dentro porque ello no vale nada si no das la cara. Qué piensas pues de la Interpol? No es la mejor 'aditoría' que podría haber (a parte de visitar sobre el terreno los proyectos)?

VICTOR dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Cotolo dijo...

Hola a tod@s,

llevo varios años trabajando y colaborando de forma voluntaria en diferentes ONGs.

He vivido y sigo compartiendo cosas muy buenas con gente extraordinaria, pero también he presenciado diferentes situaciones injustas: sueldos altísimos , sueldos bajísimo, políticas de rrhh inaceptables, despidos improcedentes, prevaricación, etc... Creo que forman parte de la condición humana y de ahí que tengan que existir controles de verdad.

Cuando vives estas situaciones y quieres hacer algo por cambiarlo te das cuenta de que la mayoría de las grandes ONG son Fundaciones, es decir, la toma de decisiones y el órgano de gobierno está en manos de un patronato; formado normalmente por personas de mucho dinero y poder aderezadas con algún que otro voluntari@ no muy protestón. Por lo tanto, el verdadero control está en manos de unos cuantos. Quienes trabajan o colaboran,ya sea como socios o voluntarios no pueden hacer "nada" para cambiar las situaciones injustas, ya que chocas contra esta "dictadura" de los patronatos. Si el dictador es bueno la cosa no va tan mal, si es malo..... Sólo quedan los medios de comunicación para denunciar, y esto no es fácil por diferentes motivos: accesibilidad, lo que luego dirán, se perjudica a otras ONGs, etc.

La clave para mi, es que todas las ONGs tienen que ser democráticas y no "dictaduras" de patronatos. Por desgracia, escasas ONGs grandes son democráticas. Los socios tienen que tener la capacidad directa de poder pedir explicaciones, responsabilidades, saber donde va su dinero, qué salarios hay, qué gastos hay , etc. No vale con la típica memoria aderezada.

Evidentemente que aunque sean democráticas se pueden seguir cometiendo errores, pero hay más mecanismos de control. Si la ONG en que viví esas cosas hubiera sido democrática, con su correspondiente asamblea donde poder contar y demostrar las cosas que vivimos, se podrían haber cambiado muchas cosas. Pero sólo se lo pudimos contar al Patronato y al presidente y éstos no quisieron líos.

Por cierto, lo de la Fundación Lealtad es de risa, a parte de que quienes son ellos para auditar ONGs. Yo viví una auditoría y sacamos un 9.9, no lo podía creer. Un pequeño ejemplo, los de lealtad entre otras cosas miran que exista una política de rrhh. En ese momento era miembro del comité de empresa y no existía tal política de rrhh, pues para la fundación Lealtad sí. ¿A quién preguntaron? ¿cómo lo comprobaron? :-O

Como resumen diré que la clave está en la democratización de las ONGs. Además, creo que tiene que ser realmente ONGs y por tanto, no recibir dinero de estado. Es más, pese a que sigo metido en ellas hasta el cuello, creo que no deberían de existir. A los estados les vienen de maravilla. Toda la gente que no está de acuerdo en como funciona el mundo y sus injusticias, que son los que más protestarían y exigirían, nos metemos en una ONG de voluntarios o trabajando o ambas cosas, para realizar el trabajo que los gobiernos deberían de hacer y tan contentos. Ya no vamos a protestar tanto, estamos mucho más relajados y contentos con nuestro buen hacer. Mientras, el Estado sigue feliz y orgulloso de sus voluntari@s y trabajadores de ONGs, pese a no cumplir con sus obligaciones

Un saludo
Cotolo

Juanjo dijo...

Un aplauso para el comentario de Cotolo,

Hace tiempo publiqué un artículo sobre la perversión que significaba la dependencia de fondos estatales, así como la manera en que se ha favorecido crear miles de asociaciones que compiten por fondos y favores políticos.

Basta revisar los proyectos que aprueban desde la AECI, comunidades autonomas, etc,,, para saber que algo no cuadra.

El modelo de estado este ha llegado al absurdo conforme en nuestras sociedades no hay un espíritu crítico, no sale la gente a prostestar a la calle salvo movilizada a base de bocadillos y panderetas (entiéndase algunas manifestaciones politizadas) o cuando bajan de categoría equipos de futbol. El pan y circo.

Internet está resultando un espacio valioso para la reflexión, primer principio antes de la acción.

Vicens Carballido dijo...

INCA ha dejado un nuevo comentario, al que deseo re-puntalizar


Conozco un poco el tema y, después de oir tantas cosas, me gustaría puntualizar en algunas :

1) Se hablaba en Intervida de empresas sociales corporativas. Sociales por sus fines (microcrédito y construcción de infraestructuras sociales) y corporativas porque eran propiedad de ong miembros de la Alianza Intervida.
ALIANZA INTERVIDA, no es ni una empresa ni una ong. Tiene, como forma jurídica, la de mera asociación.
2) El objetivo prioritario de estas empresas no era la generación de beneficios, sino la realización del fin social de la manera más eficiente posible. Cuando se generan beneficios se puede optar, fundamentalmente, por la entrega de dividendos a los accionistas o por la reinversión para fortalecer la entidad. En el caso de las empresas sociales Intervida optó por lo segundo. Sin duda era lo mejor, considerando que tenía suficiente dinero para sus proyectos y que su preocupación siempre fue la sostenibilidad futura de los mismos, a la que algún día podrían contribuir esas empresas si fueran lo suficientemente grandes para ello.
INTERVIDA, es decir, la FUNDACIÓN INTERVIDA para ser exactos, por el hecho de ser una fundación, excluye el “ánimo de lucro” en su actividad y, de acuerdo con la ley explícita que rige este tipo de sociedades, no tiene propietarios y, en consecuencia, no puede entregar dividendos a los accionistas, por ser éstos inexistentes y jurídicamente imposibles.
3) El sector de crédito es tan especializado que requiere de una entidad diferenciada de la ong donante para gestionarlo bien. Y no se debe haber hecho tan mal cuando cada una de las entidades de Perú y Guatemala han llegado a ocupar el segundo puesto en el ranking de entidades de microcrédito. La de Guatemala, además, preside la Federación de entidades de microcrédito del país, por lo que me parece absurdo que se cuestione si realmente realiza microcrédito.
Como datos, lo que se dice datos de una puntualización, si se exhibe el lugar que ocupa alguien en un ranking, hay que precisar qué parámetros mide tal taxonomía: el rendimiento, el número de oficinas, los créditos otorgados, las pérdidas, el número de empleados, el volumen del capital social,… Según de qué se trate, así puede inferirse algún dato, incluso pueden producirse paradójicas y opuestas condiciones.
Por lo que se refiere a la presidencia gremial, en Guatemala, no es un dato que revele calidad superior alguna, recordemos que Mariano Rubio fue encausado y condenado mientras era el responsable del Banco de España.


4) En construcción se comenzó por subcontratar constructores locales, como hacen todas las ong. El objetivo prioritario de aquellas personas no era otro que el de obtener el mayor beneficio, aunque fuera a costa de estafar en los materiales, poniendo en peligro la vida de las personas que se ubicarían bajo aquellos techos, fundamentalmente niños por ser escuelas la mayoría de las obras realizadas. De nada sirvió establecer distintos mecanismos de vigilancia. Las obras que no tenían suficientes garantías, tuvieron que ser reforzadas y se vió claramente que la única forma de tener infraestructuras con calidad constructiva era que esa fuera la prioridad del constructor. Y solo lo sería si el propietario era Intervida. Así nacieron las constructoras, para que no suceda con las aulas de Intervida lo que ocurre con la inmensa mayoría de edificaciones en aquellos países cuando hay catástrofes o terremotos, que se caen todas y luego solo nos queda el llanto y las lamentaciones. La seguridad de los niños y las familias fue la prioridad y el motivo de crear las empresas sociales corporativas de construcción.

Además, a diferencia de lo que sucede con tantas y tantas empresas en estos países, las de Intervida cumplían, y estoy seguro de que siguen haciéndolo, con sus obligaciones fiscales y laborales. Pagan sus impuestos y tienen asegurados a sus trabajadores. Derechos laborales mínimos que a nadie parecen importar cuando se subcontratan empresas allí.
Peregrino argumento. El Estado no debe subcontratar la construcción de ninguna obra pública (carreteras, trazados ferrocarrileros, puertos, puentes, túneles, aeropuertos, etc.), debe crear una infraestructura propia y convertirse en MACROCONSTRUCTOR de toda obra pública, contratar a todos los ingenieros, arquitectos, albañiles, encofradores, etc. Del país, convertirlos en “funcionarios” y ponerlos a trabajar. ¡Coño! Como Cuba o Corea del Norte…

5) En cuanto al debate sobre contrapartes locales o no, es una cuestión de opciones con sus propias ventajas e inconvenientes cada una de ellas. El trabajo con socios locales permite mayor rapidez de implantación de proyectos en los países, pero tiene muchas mayores dificultades de control del buen uso de los fondos. En Intervida se optó por controlar al máximo. Y es también cierto que 2/3 del dinero pendiente de gastar se encuentra en cuentas de las ong de Latinoamérica que realizan los proyectos. Y mientras lo dediquen a este objetivo nadie debería poner en cuestión la honorabilidad de Intervida, como se viene haciendo hasta ahora.
Esta puntualización se contradice flagrantemente con la anterior. De la afirmación “De nada sirvió establecer distintos mecanismos de vigilancia”, pasamos, sin solución de continuidad, a “En Intervida se optó por controlar al máximo”. Entre control de máximos y mínimos, nos encontramos que alguien acierta siempre, en ambas fórmulas.

6) El prejuicio y la desinformación han hecho mucho daño a Intervida y al sector en general. Estoy de acuerdo con que la presunción de inocencia debería ser lo primero.
Pues eso, para desprejuiciarse e informarse, nos conviene mucho disponer de datos incontrastables, coherentes, fríos, objetivos,… Otra cosa es divagación, ejercicio retórico o, simplemente, arrimarse el ascua a nuestra sardina.

alias dijo...

Empieza el esclarecimiento judicial de la verdad (digo judicial, porqué la verdad ya la sabemos). Ya han declarado los dos cofundadores ante Garzón. Mientras, El País sigue haciendo el ridículo con cocina creativa, incluso con vírgenes de Montserrat por en medio.

Espero ante el próximo archivo del caso, no tengo duda de ello, alguien tome medidas contra la esta gran mentira montada alrededor de Intervida.

Entradas anteriores